Los yihadistas toman la principal base militar de Bengasi

Al menos 70 personas, la mayoría de ellos soldados, han muerto en el ataque, que duró dos días

Un hombre armado, en Bengasi el 29 de julio
Un hombre armado, en Bengasi el 29 de julio

La principal base militar de Bengasi, en el este de Libia, ha caído en manos de grupos islamistas el martes, después de dos días de combates, según han confirmado fuentes militares. Un grupo de yihadistas, entre ellos, Ansar al Sharia, ha reivindicado el ataque en un comunicado. “La base principal de las fuerzas especiales ha caído en martes”, ha asegurado un oficial de las fuerzas especiales. En el ataque en el que se han utilizado cohetes habrían muerto al menos 70 personas, la mayoría de ellos soldados.

Ya el lunes se contabilizaron al menos 38 muertos en los choques entre las tropas leales al Gobierno libio y las milicias yihadistas en Bengasi. Los combates en la ciudad y sus cercanías han provocado más de un centenar de muertos en una semana. El Gobierno libio ha calificado la situación en la zona como “dramática” y ha convocado una reunión de urgencia para este domingo.

Más información
Riesgo de “catástrofe” en Trípoli por el ataque a un depósito de petróleo
La guerra entre milicias provoca 60 muertos en Libia este fin de semana
Los vecinos de Libia se movilizan ante la espiral de violencia y caos
El fantasma del yihadismo terrorista retorna al Magreb

Libia está alcanzando estos días los niveles más altos de violencia descontrolada tras la caída del dictador Muamar el Gadafi en otoño de 2011. El lunes, una milicia rebelde atacó con un misil un depósito de petróleo de 6,6 millones de litros junto al aeropuerto de la capital; lo que se ha sumado al caos político y las disputas entre los múltiples grupos armados.

Las autoridades libias, interinas desde las elecciones generales del 25 de junio, han pedido ayuda a la comunidad internacional para apaciguar a las milicias e intentar comenzar otro periodo político a partir del 4 de agosto en el nuevo Parlamento.

La situación en el país ha llevado a numerosos estados a evacuar a su personal diplomático. Francia está a punto de evacuar a sus ciudadanos por vía marítima, después de que Estados Unidos, Túnez, Holanda, Bélgica, varios países árabes, Filipinas y Egipto decidieran sacar del país al personal de sus embajadas. Reino Unido les ha aconsejado que se vayan. De momento, España y la Unión Europea mantienen sus oficinas en Trípoli.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

Regístrate gratis para seguir leyendo

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS