La mafia calabresa apalea a un rival y se lo da de comer vivo a los cerdos

20 personas relacionadas con el crimen organizado calabrés, acusadas de cinco asesinatos

La Policía italiana ha detenido a al menos 20 personas acusadas de pertenecer a la mafia calabresa (la 'Ndrangueta) y cometer cinco asesinatos, incluido el de golpear a un hombre con una pala y darlo de comer vivo a una piara de cerdos.

Las autoridades han publicado parte de las escuchas telefónicas que han ayudado a detener a los acusados. "Fue un placer oírle gritar", afirmó uno de los sospechosos. "En mi opinión no queda nada de él", aseguró, "ese cerdo realmente puede comer". El tribunal de la ciudad de Reggio Calabria, en el sur del país, ha indicado que el asesinato probablemente tuvo lugar en marzo de 2012, cuando Francesco Raccosta desapareció. Su cuerpo nunca ha sido encontrado, pero los investigadores consiguieron arrestar a uno de los responsables a través de esas conversaciones.

Los investigadores han precisado que este asesinato fue uno de los cinco cometidos en represalia por el asesinato del jefe Domenico Bonarrigo, disparado en tres ocasiones mientras conducía su coche once días antes.

Estos asesinatos forman parte de una guerra de mafias entre las facciones rivales de la mafia calabresa, por el control de las actividades criminales en el territorio cerca de la ciudad de Oppido Mamertina. Esta mafia ha conseguido eclipsar el poder económico de la mafia siciliana por su papel dominante en introducir cocaína tanto en Italia como en Europa.

Únete ahora a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites
Suscríbete aquí
Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS