Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Peter Struck, un ministro equilibrista de Defensa

Apoyó la presencia en Afganistán y rechazó intervenir en Irak

Struck, exministro de Defensa alemán, en 2010.
Struck, exministro de Defensa alemán, en 2010.

Cuando dijo que “la seguridad de la República Federal de Alemania se defiende en el Hindukush”, el socialdemócrata Peter Struck (SPD) acuñó espontáneamente una de las frases emblemáticas del principio de siglo alemán. El SPD y Los Verdes acababan de revalidar su mayoría en las elecciones generales de septiembre de 2002 y al flamante ministro de Defensa Struck, que falleció el martes de un ataque al corazón, le tocaba explicar por qué Alemania mantenía tropas en Afganistán mientras rechazaba la intervención en Irak. Apoyado por gran parte de la ciudadanía alemana, el canciller Gerhard Schröder (SPD) no cedió ante las expectativas de Estados Unidos y las Fuerzas Armadas (Bundeswehr) se mantuvieron alejadas de esa guerra. Struck siguió como ministro hasta la derrota de Schröder en 2005.

Este fue exactamente el segundo periodo de Struck como líder parlamentario del Partido Socialdemócrata de Alemania en la Cámara baja (Bundestag). El anterior coincidió con la primera legislatura de Schröder (1998-2002), durante la cual se hablaba de la “ley de Struck”: el expeditivo jefe del grupo del SPD aclaró en 1999 su intención de que “ninguna ley salga del Bundestag tal y como entró”. Se había propuesto afianzar la influencia del legislativo en la política alemana.

Su llegada a Defensa fue una solución de urgencia tras la dimisión forzosa de su predecesor, Rudolf Scharping (SPD). Este había perdido el puesto tras liquidar su reputación con una sonada aventura amorosa con una condesa y algunos negocios sospechosos con el polémico empresario Moritz Hunzinger. Pero el político supo mantener la confianza de Schröder y entenderse bien con los generales y la tropa. Como hacía a veces en las fiestas del partido, Struck cantó el éxito de Elvis Presley Jailhouse rock para los soldados destacados en Kosovo, a quienes reveló que “en el ministerio me lo habían prohibido”.

El socialdemócrata, motorista y empedernido fumador de pipa nació en Gotinga en 1943. Su padre era mecánico de automóviles. Militaba en el SPD desde los 21 años. Tras licenciarse y doctorarse en Derecho, Struck comenzó a trabajar en la Administración de Hamburgo, feudo tradicional del SPD. En su carrera política pasó por la Administración de Uelzen, en Baja Sajonia. La circunscripción electoral de la que forma parte esta localidad de 35.000 habitantes dio a Peter Struck sus tres últimas actas de diputado federal: en 1998, 2002 y 2005. Entre 1980 y 1994 figuraba en las listas del SPD por Baja Sajonia. En total fue diputado durante casi 30 años. Después dirigió la fundación socialdemócrata Friedrich Ebert, para cuya presidencia fue reelegido este mes.

La canciller Merkel expresó sus condolencias tras la muerte de Struck, a quien recordó como “un hombre de argumentos fuertes y un socio en el que se podía confiar”.