Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Washington aparca el debate político y se une en el dolor de las víctimas de Colorado

Barack Obama y el presidente de la Cámara de Representantes, el republicano John Boehner, emiten sendos comunicados en los que expresan sus condolencias a las familias

Captura del discurso semanal de Barack Obama.
Captura del discurso semanal de Barack Obama.

La matanza en un cine a las afueras de Denver, en la que James Holmes asesinó a 12 personas e hirió a otras 58 en la madrugada del viernes, ha conmocionado a Washington. El presidente de Estados Unidos y el candidato republicano, Mitt Romney, han suspendido sus actos de campaña y los anuncios electorales en Colorado, uno de los Estados clave en los comicios de noviembre. Este sábado, Barack Obama y el presidente de la Cámara de Representantes, el republicano John Boehner, han emitido sendos comunicados a la nación en los que muestran su consternación por la tragedia y transmiten su apoyo a las familias.

En su habitual discurso semanal, Obama ha instado a los estadounidenses a “rezar y reflexionar” tras lo sucedido la medianoche del jueves en Denver y ha asegurado que el Gobierno “hará todo lo que sea necesario” para llevar ante la justicia al responsable. “Nunca llegaremos a comprender qué lleva a un individuo a aterrorizar a otros seres humanos. Esta maldad no tiene sentido”. Las palabras del presidente son muy similares a las que pronunció el viernes en Florida, donde tenía programados varios mítines y actos de recaudación de fondos, que suspendió tras conocer la noticia del tiroteo.

Poco ha diferido la intervención de Obama de la que ha realizado el presidente de la Cámara baja del Congreso de EE UU, John Boehner. El representante republicano, ha aparcado su habitual tono crítico con la Administración para sumarse al dolor de las familias. “Mi intención hoy era compartir algunas de mis opiniones sobre la situación económica, pero, como dicen, la vida es eso que ocurre cuando estás ocupado haciendo otros planes”, ha dicho Boehner. "Nos unimos al presidente y enviamos nuestras condolencias y oraciones a los familiares de los fallecidos y heridos y damos gracias a dios por la policía, que fue la primera en intervenir,los doctores y las enfermeras que han puesto todo de su parte por salvar sus vidas”, ha comentado.

La masacre de Denver ha reabierto la controversia sobre el control de las armas en EE UU, sobre la que ayer el alcalde de Nueva York, Michael Bloomberg, exigió un debate a los candidatos presidenciales. Ni Obama ni Boehner han hecho alusión sobre el asunto en sus discursos.

Más información