Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Asma el Asad será incluida en la lista negra de la UE

Londres propuso sancionarla tras la divulgación de correos solidarios con su esposo, el presidente

Asma el Asad vota junto a su marido, el presidente, en el referéndum del pasado febrero.
Asma el Asad vota junto a su marido, el presidente, en el referéndum del pasado febrero. AP

Asma el Asad, de 36 años, esposa del presidente de Siria va a ser incluida el próximo viernes entre los dignatarios sirios sometidos a sanciones por la Unión Europea (UE). El Reino Unido ha propuesto su introducción en la lista negra y es probable que los ministros de Asuntos Exteriores de los 27 den el visto bueno a la iniciativa, según indican fuentes diplomáticas.

El nombre de Asma el Asad figura en una nueva lista de personalidades del entorno más cercano al presidente Bachar el Asad a los que Londres y otras capitales quieren dar un escarmiento. Si es sancionada, sus bienes y recursos económicos en la UE quedarán congelados y no podrá obtener visados para viajar a países europeos. Si Asma ha conservado, como se cree, la nacionalidad británica —aunque su familia es originaria de Siria, ella nació en Londres— esta segunda medida es inaplicable. El padre de Asma, cirujano, vive y ejerce en la capital británica.

Hasta ahora 114 dignatarios sirios, la mayoría militares o miembros de los servicios de seguridad, han sido castigados por la UE junto con algunas entidades y empresas del país. A los sancionados Bruselas les considera “personas responsables de la violenta represión de la población civil” que en un año se ha cobrado más de 8.000 muertos, según la ONU. Pero el castigo puede ampliarse, y por eso la UE se dispone a aplicárselo a Asma, a “personas y entidades asociadas” con el primer grupo.

La divulgación, la semana pasada, de una serie de correos electrónicos de la familia El Asad en los que ella manifestaba varias veces su solidaridad con su esposo ha sido, según fuentes diplomáticas, un factor decisivo a la hora de proponer su inclusión en la lista negra. Los correos, interceptados por la oposición, fueron desvelados por el diario The Guardian.