Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

La exdirectora del 'News of the World' queda en libertad bajo fianza

Rebekah Brooks ha sido arrestada junto a su marido y otras cuatro personas

Los arrestos son fruto de las investigaciones policiales por las escuchas ilegales

Rebekah Brooks, con Rupert Murdoch, en julio de 2011.
Rebekah Brooks, con Rupert Murdoch, en julio de 2011. AFP

Rebekah Brooks, la que fuera durante años mano derecha de Rupert Murdoch en sus negocios periodísticos en Reino Unido, fue arrestada este martes en el marco de las investigaciones policiales por las escuchas ilegales del desaparecido tabloide News of the World. También fueron detenidos su marido, Charlie Brooks, y otras cuatro personas, incluido el director de Seguridad de News International, Mark Hanna, y otro empleado de esta compañía ajeno a las labores editoriales. Todos son sospechosos de delitos de obstrucción de la justicia. El matrimonio Brooks y otros tres arrestados quedaron en libertad bajo fianza el martes por la anoche.

Brooks, directora del News of the World en 2000, de The Sun en 2003 y consejera delegada de News International en 2009, ya había sido arrestada y puesta en libertad bajo fianza en julio pasado, en el momento más crítico del escándalo de las escuchas. Brooks dimitió entonces de sus responsabilidades en News International, la compañía que agrupa el negocio británico de News Corporation.

La detención del matrimonio Brooks en su casa de Chipping Norton (Oxfordshire) supone un contratiempo para el primer ministro, David Cameron, que hace unos días tuvo que dar explicaciones sobre su estrecha amistad con ellos después de que se supiera que en 2008, cuando era líder del Partido Conservador pero todavía no primer ministro, estuvo montando un caballo que la Policía Metropolitana había donado a Charlie Brooks al retirarlo del servicio. Charlie Brooks era un jinete aficionado que ahora se dedica a entrenar caballos de carreras.

El episodio era delicado para Cameron no solo porque delata su estrecha amistad con los Brooks, que viven cerca de su residencia en la campiña de Oxford, sino porque en teoría está prohibido montar caballos jubilados por la policía, aunque Scotland Yard explicó que esa es la norma pero hay excepciones caso por caso.

Las detenciones se realizaron entre las cinco y las siete de la mañana del miércoles en Londres, Oxfordshire, Hampshire y Hertfordshire. Son ya 30 los arrestos practicados desde que empezaron las investigaciones por las escuchas ilegales del News of the World, el pago de sobornos a policías y cargos ministeriales a cambio de información, en particular en el diario The Sun, y el pinchazo de ordenadores de la policía.

Scotland Yard subrayó que, a diferencia de arrestos anteriores, en esta ocasión las detenciones no fueron consecuencia de informaciones pasadas por News International a los investigadores.

Días atrás, un alto cargo policial declaró en las investigaciones del llamado comité Leveson sobre la ética en el periodismo que el Sun había puesto en marcha una red de sobornos a funcionarios que contaba con el respaldo de los altos cargos del diario. El abogado de Rebekah Brooks aseguró entonces que esas declaraciones ponen en entredicho la posibilidad de que la exdirectora tenga en su día un juicio justo.

Hasta ahora, 11 periodistas del Sun han sido arrestados por el supuesto pago de sobornos. News International suspendió de empleo a los arrestados pero luego dio marcha atrás por las tensiones que eso estaba generando en la Redacción. La relación entre los periodistas de Murdoch y la policía era tan estrecha que, según se supo el martes, un alto cargo policial le dejó utilizar una vez el ordenador de su despacho a una redactora del News of The World porque estaba apurada y tenía que enviar la crónica cuanto antes.