Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La bandera de Palestina ya ondea en la Unesco

Es la primera agencia de la ONU que ha reconocido al territorio como miembro de pleno derecho. El presidente palestino, Mahmud Abbás, ha asistido a la ceremonia junto a la directora general de la Organización de la ONU

La bandera palestina y la de la ONU ondean en París. Ampliar foto
La bandera palestina y la de la ONU ondean en París. AFP

La bandera de Palestina ondea desde este mediodía en el patio central de la sede de la Organización de Naciones Unidas para la Educación, la Cultura y la Ciencia (Unesco) en París. El presidente de la Autoridad Palestina, Mahmud Abbas, se desplazó hasta la capital francesa para asistir a la simbólica ceremonia, antes de reunirse esta tarde en el Elíseo con el presidente Nicolas Sarkozy. En su discurso en la sede del organismo, que admitió al Estado palestino como 195º miembro de pleno derecho el pasado 31 de octubre, Abbas, quien pidió en septiembre el ingreso con las mismas condiciones en la ONU, declaró su voluntad de que esta primera victoria diplomática “sea un buen augurio para la adhesión de Palestina a todos los organismos internacionales”.

El líder palestino, acompañado por la secretaria general de la Unesco, Irina Bokova, asistió bajo una fina pero insistente lluvia otoñal a la izada de la bandera roja, negra, blanca y verde, mientras que los altavoces retransmitían el himno palestino. En la sala 1 del organismo, donde se dirigieron a continuación para dar un discurso ante los miembros de las diferentes delegaciones y otros invitados, entre los cuales el ex resistente y autor del panfleto Indignaos, Stéphane Hessel, el público siguió la ceremonia retransmitida en pantalla gigante en pie y entre aplausos.

Esta adhesión es un primer reconocimiento del Estado de Palestina”, aseguró Abbas en su declaración ante la sala, donde fue ovacionado. “Estamos orgullos que pese a la ocupación y al bloqueo hayamos siempre obrado por mantener nuestro patrimonio, incluido el religioso”, añadió, antes de concluir con su esperanza de que el ingreso sea un primer paso hacia “un Estado independiente, que viva al lado de Israel en un espíritu de paz”. “Quiero creer que la adhesión de Palestina a la Unesco es una oportunidad, una oportunidad de mostrar que la paz y la seguridad se construyen también en la escuela, a través de la cultura y de la ciencia”, apuntó por su parte Bukova, en un discurso plagado de referencias a la cooperación.

La 36ª Conferencia General de la Unesco validó el pasado 31 de octubre con 107 votos a favor, incluido el de España, 14 en contra y 52 abstenciones, la petición palestina de ingresar como Estado de pleno derecho en la institución. Pero la decisión histórica le ha costado caro a la organización. Estados Unidos cumplió a continuación con su amenaza de retirar su financiación, unos 65 millones de dólares solo para lo que queda de año, a los que se suman 143 millones para 2012 y 2013. Muchos en la organización confían en una mayor implicación de Qatar, pero la Unesco ya ha tenido que anunciar un drástico recorte de sus actuaciones.

Para Palestina, el ingreso supone sin embargo un paso más hacia su adhesión en la ONU, donde acceder al Estado de pleno derecho requiere el aval del Consejo de Seguridad, compuesto por 15 miembros. “Nos hemos encontrado con algunas reticencias, pero estamos actualmente dialogando para que la decisión sea sometida a la votación [del Consejo de Seguridad], y podría serlo próximamente”, indicó a este respecto Abbas, en una conferencia de prensa posterior a la ceremonia de la bandera. “Si no logramos la mayoría, lo intentaremos una y otra vez”. De momento, Palestina no dispone de los nueve votos necesarios para forzar a Estados Unidos a utilizar su derecho de veto.

Mientras tanto, Abbas reiteró su intención de dirigirse “a todos los organismos internacionales, que son 16”, aunque lo hizo con mucha cautela. “Escogeremos el momento adecuado y las circunstancias, no puedo decir más de momento”, concluyó.

Más información