Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los casos de acoso sexual ponen en peligro la campaña de Cain

Una mujer relata ante los medios cómo el candidato favorito de los republicanos intentó abusar de ella

Sharon Bialek relata ante los medios cómo fue acosada por Cain.
Sharon Bialek relata ante los medios cómo fue acosada por Cain. AFP

Una mujer de Chicago llamada Sharon Bialek  ha acusado este lunes de acoso sexual al líder en las encuestas para las primarias republicanas, el empresario Herman Cain. Es la cuarta en hacerlo en una semana, y la primera que ha decidido revelar su identidad y dar detalles del caso de acoso, ocurrido supuestamente en Washington en 1997. El mes pasado, Cain comenzó a ascender en las encuestas de opinión, superando a candidatos con mayor experiencia en el mundo de la política, como el ex gobernador de Massachusetts Mitt Romney o el gobernador de Tejas Rick Perry.

Bialek trabajó brevemente para la patronal de la restauración que Cain dirigió entre 1996 y 1999, en sus oficinas de Chicago. En una gala en aquella ciudad conoció al empresario. Cuando perdió su empleo, semanas después, decidió contactar con él para pedirle ayuda. Su novio le reservó una habitación en el hotel Capital Hilton, en Washington. Cuando llegó, descubrió que Cain le había mejorado la reserva para que se quedara en una suite pagada por él.

Después de una cena en un restaurante italiano, Cain le sugirió enseñarle las oficinas de la patronal, la Asociación Nacional de Restaurantes, antes de volver al hotel. Tras aparcar el coche en la manzana de ese edificio, Cain se acercó a ella. “Puso su mano en mi muslo, debajo de mi falda y llegó a la entrepierna. También me agarró la cabeza y se la intentó acercar a su entrepierna”, ha recordado Bialek en una conferencia de prensa. “¿Quieres un trabajo, ¿no?”, le dijo Cain cuando se resistió. Al ver que ella se negaba rotundamente la llevó de vuelta al hotel.

El equipo de campaña del candidato, que en los últimos días se ha negado a responder a las preguntas de los periodistas sobre las acusaciones de acoso en su contra, ha negado la versión de los hechos de Bialek en un comunicado. “Todas las acusaciones de acoso contra el señor Cain son falsas. El señor Cain no ha acosado a nadie”, ha dicho.

Hasta ahora, dos de las mujeres que acusan a Cain se han visto obligadas a mantener silencio porque llegaron a un acuerdo extrajudicial con la patronal por el cual se comprometían a mantener silencio sobre el supuesto acoso. Al menos una pidió, a través de su abogado, que la campaña de Cain intercediera para romper el acuerdo de confidencialidad y le permitiera exponer de ese modo su versión de los hechos. La tercera supuesta víctima no presentó una queja formal, según informa Associated Press.

Bialek ha comparecido acompañada por su abogada, la letrada Gloria Allred, experta en casos de acoso sexual y en presentar demandas contra famosos. “Mientras se presenta a las elecciones de presidente, el señor Cain está mintiendo a los norteamericanos”, dijo en la conferencia de prensa. “Ya basta. Debemos luchar contra casos como este. Eso es lo que nuestra cliente ha querido hacer hoy aquí”.