Los aeropuertos europeos recuperan la normalidad tras el temporal de nieve

Los vuelos comienzan a operar desde París y Bruselas, tras el cierre que dejó en tierra a cientos de pasajeros en la Nochebuena

Una vista general de una carretera cubierta de nieve en Jacobsdorf, Alemania.
Una vista general de una carretera cubierta de nieve en Jacobsdorf, Alemania.EFE

Cientos de viajeros han pasado la Nochebuena en aeropuertos de París y Bruselas debido a las fuertes nevadas , aunque la situación se ha ido normalizando en las últimas horas y no se esperan tantos problemas durante el día de Navidad.

Entre 500 y 700 personas tuvieron que pasar la noche en el aeropuerto internacional de Bruselas y otras 200 quedaron bloqueadas en el parisino Charles De Gaulle, a causa de la nieve y el hielo, que redujeron consideralemente la capacidad operativa de ambos aeródromos.

En Bruselas, la Cruz Roja y el Ministerio de Defensa belgas instalaron cientos de camas y las aerolíneas repartieron comida y bebida para los viajeros. Todas las pistas del principal aeropuerto belga están hoy en servicio, y se prevé que la actividad aérea recupere la normalidad a lo largo de la jornada.

Más información
La nieve colapsa aeropuertos, carreteras y líneas férreas en Europa
Viajeros atrapados entre lo público y lo privatizado

La actividad en el Charles de Gaulle también ha podido ser retomada gracias al líquido anticongelante que ha llegado desde Alemania y Estados Unidos por avión, y que se había agotado en los días previos, lo que impidió el despegue y aterrizaje de aviones. Durante la madrugada, el ministerio de Defensa habilitó unas 300 camas de campaña para los pasajeros que se habían quedado en tierra.

Pese a que la actividad aérea vuelve poco a poco a la normalidad, una decena de departamentos del noroeste francés permanecen en alerta naranja por las nevadas y las bajas temperaturas, que pueden llegar a los 15 grados bajo cero. En la región de París, y después de las sucesivas prohibiciones de circulación de camiones para impedir bloqueos por la nieve que han causado problemas de abastecimiento, las autoridades permitieron que circularan excepcionalmente hasta las 11 horas de hoy.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

En Gran Bretaña, los aeropuertos han recuperado su actividad, pese a las bajas temperaturas que aún se siguen registrando en el país. Un portavoz del aeropuerto londinense Heathrow señala que tan solo un puñado de aviones pueden verse afectados hoy. Unos 70.000 pasajeros saldrán del aeródromo en 600 vuelos que esperan ser operados hoy.

La red ferroviaria europea, que se había visto afectada por el temporal, también va retomando la normalidad. La compañía ferroviaria francesa SNCF anuncia retrasos de 30 a 40 minutos para los trenes de alta velocidad Eurostar (que conectan París con Londres) y los Thalys (de París a Bruselas, Amsterdam y Alemania), así como algunas supresiones en esas conexiones. Los trenes internacionales que unen Bélgica, Alemania y Holanda también sufren retrasos de dos horas.

La red de carreteras alemanas sufre las consecuencias de la fuerte nevada de la Nochebuena, que las hace prácticamente impracticables. El temporal no ha impedido que los principales aeropuertos del país funcionen con casi total normalidad, así como la red ferroviaria, que vio cortados varios tramos en el día de ayer.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS