Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La coalición de Merkel designa a Wulff como candidato a la presidencia de Alemania

El elegido es actualmente primer ministro de Baja Sajonia y vicepresidente del CDU.- La designación de la ministra de Trabajo ha sido finalmente descartada por los barones regionales

Angela Merkel ha propuesto hoy al democristiano Christian Wulff (CDU) para la Presidencia federal de Alemania. La canciller y su ministro de Exteriores, el liberal Guido Westerwelle, han presentado esta tarde la candidatura de Wulff en el Reichstag berlinés. El democristiano cuenta también con el apoyo del partido hermano de la CDU en Baviera, la CSU. La Asamblea Federal, compuesta por representantes de los Estados federados y del Bundestag (Cámara baja federal), elegirá el 30 de mayo al sucesor de Horst Köhler (CDU). El expresidente dimitió el lunes por sorpresa debido a las críticas que recibió tras haber vinculado en una entrevista las misiones militares en el extranjero con los intereses comerciales de Alemania. El Partido Socialdemócrata SPD y los Verdes presentarán un candidato alternativo, pero el equilibrio de fuerzas en el Bundestag y en los Estados apenas dejan lugar a dudas sobre la victoria de Wulff.

Primer ministro de Baja Sajonia desde 2003, Wulff preside en Hannover una coalición regional entre democristianos y liberales análoga a la de Merkel. Es uno de los pesos pesados de la Unión Demócrata Cristiana, de la que es vicepresidente. La candidatura de Wulff, de 50 años, sorprendió a muchos porque durante años se ha perfilado durnte largo tiempo como posible sucesor de Merkel en la jefatura del partido y en la Cancillería. Como Jefe del Estado, las funciones del Presidente federal se limitan a la representación y a la firma de las leyes, lejos de las decisiones políticas. Wulff pertenece al ala conservadora de la CDU. Su candidatura agradará a este sector democristiano, menos afín a la otra candidata que se barajaba estos días, la ministra de Trabajo Ursula von der Leyen. Merkel y Westerwelle se dijeron ayer "muy satisfechos" de que Wulff aceptara la oferta para asumir el primer cargo institucional del país.