Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Italia endurece las penas por violación

Un decreto ley de urgencia aprueba las patrullas callejeras de ciudadanos

El Gobierno italiano se ha apresurado a aprobar un decreto ley que contiene medidas urgentes para endurecer las penas a los agresores sexuales, además de permitir que ciudadanos patrullen las calles, ante la alarma social creada tras los últimos casos de agresiones a mujeres. El fin de semana pasado se produjeron tres violaciones en Roma, Milán y Bolonia, que han vuelto a disparar en Italia la psicosis de inseguridad y han sido recibidas con reacciones racistas por algunos políticos de la derecha.

El decreto introduce la cadena perpetua obligatoria para las violaciones que resultan en muerte de la víctima y juicios más rápidos a los agresores sexuales.

La iniciativa de organizar rondas de patrullas callejeras, en las que participarán de manera prioritaria ex militares y policías, pero también ciudadanos, estarán coordinadas por el delegado de Gobierno de cada ciudad. La iniciativa ya estaba incluida en un proyecto de ley que se discute en estos días en el Parlamento, pero el Gobierno del primer ministro Silvio Berlusconi ha decidido anticipar su aprobación con este decreto. Se tratará de voluntarios para la seguridad, no de rondas formadas por ciudadanos sin control alguno", ha explicado el Ministro del Interior, Roberto Maroni.

El decreto prevé, además, que la detención preventiva se lleve a cabo obligatoriamente en la cárcel, para evitar que los acusados de violación puedan beneficiarse del arresto domiciliario. La concesión del arresto domiciliario a algunos de los autores confesos de los últimos episodios de violencia sexual contra mujeres había indignado a la opinión pública del país. El Estado italiano se compromete también a pagar los gastos de la defensa de las víctimas de ataques sexuales.