Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
El conflicto en Oriente Próximo

Israel acepta los principios del plan de alto el fuego de Egipto

Tel Aviv asegura que aún hay que discutir los términos del acuerdo. -El presidente francés asegura que la Autoridad Palestina también respalda la propuesta

Nueva York / Sharm El-Sheikh

Los esfuerzos diplomáticos para detener la ofensiva del ejército israelí en Gaza, intensificados en las últimas horas, han arrancado una respuesta de Israel, que ha aceptado los principios del plan para un alto el fuego presentado ayer por el presidente egipcio, Hosni Mubarak, y el francés, Nicolas Sarkozy, según han confirmado fuentes israelíes. "Hay un acuerdo sobre los principios pero todavía hay que trasladarlos a la práctica", aseguran las mismas fuentes.

Después de que esta madrugada, en la ONU, la secretaria de Estado de EE UU, Condoleezza Rice, y el presidente palestino, Mahmud Abbas, dieran su respaldo al plan, ahora mismo la única salida a la situación, los esfuerzos diplomáticos se han intensificado para que sea aceptado y puesto en marcha. Varios países y organismos lo apoyan, entre otros EE UU, la UE, la ONU, Siria o Líbano.

Tras la respuesta de Israel, sólo falta la de Hamás, que ha manifestado a través de un portavoz que el plan egipcio "está aún en discusión" y exige el fin del bloqueo israelí para suscribir el acuerdo.

Tel Aviv había manifestado hoy sus reticencias acerca del plan, tras el anuncio precipitado de Sarkozy sobre la aceptación israelí del acuerdo. Mark Regev, portavoz de del primer ministro israelí, había declarado que "una paz duradera debe basarse sobre la total ausencia de fuego hostil desde Gaza contra Israel y un embargo de armas efectivo sobre Hamás que cuente con apoyo internacional".

No obstante, Israel no ha descartado todavía ampliar la ofensiva, dar luz verde a una "tercera fase", que incluiría la entrada masiva de soldados en las poblaciones de Gaza para acabar con Hamás. Para ello se ha reunido esta mañana el gabinete de seguridad del primer ministro, que reúne a los líderes políticos y militares. Finalmente, la decisión de ampliar la ofensiva ha sido aplazada sin fecha. El sábado, la ofensiva entró en una segunda fase con la entrada de militares israelíes en las afueras de Gaza. La primera, que comenzó el 27 de diciembre, consistía en bombardeos.

Una posibilidad

El plan de Mubarak parece ahora el único asidero para salir de la situación. Al menos así lo ve Javier Solana. Entrevistado por la Cadena SER, el jefe de la diplomacia europea, que se encuentra en El Cairo, donde anoche se entrevistó con el presidente egipcio y con el francés, Nicolas Sarkozy, cree que "hay una posibilidad" de lograr un alto el fuego, dado que la propuesta egipcia ha sido "muy bien acogida" por los palestinos, la ONU, Siria, Líbano y Turquía, e incluso aventura que el primer ministro israelí, Ehud Olmert, podría viajar hoy a Egipto para debatirla con Mubarak. Cree que este plan podría acabar, "al menos en este momento de gravedad total, con la tremenda maldición de que todas las iniciativas de paz en Oriente Medio están llamadas a frustrarse". Solana viajará hoy a Turquía e Israel para tratar de lograr el fin de la violencia.

Por el momento, lo único que ha hecho Olmert es anunciar la apertura de un corredor humanitario y un parón diario de tres horas a las acciones militares para permitir la entrada de ayuda humanitaria. La reunión se produce tras uno de los peores días de la operación Plomo Fundido, ayer, cuando más de 50 palestinos murieron al caer bombas israelíes sobre dos escuelas de la ONU. La ONU ha negado hoy que hubiese combatientes en esas escuelas, como aseguraba Israel.

Durante la noche, el ejército israelí ha seguido con su ofensiva sobre Gaza, matando a 11 palestinos, según fuentes médicas, 22 según la agencia palestina Maan. La operación, en respuesta a los cohetes que Hamás lanza contra Israel -hoy han caído 8, sin causar víctimas-, ha entrado en su duodécimo día. Un total de 642 palestinos han muerto en la ofensiva.

¿Qué propone Egipto?

El Cairo propone un cese de las hostilidades seguido del inicio de reuniones para llegar a acuerdos de largo recorrido incluido el fin del bloqueo sobre Gaza. El presidente egipcio Hosni Mubarak ha presentado su propuesta en una breve comparecencia después de mantener una reunión con Sarkozy, que también mantiene un papel activo en la búsqueda de una solución a la crisis, en el balneario de Sharm el-Sheikh.

Con todo, el plan no hace mención a muchos de los elementos que fuentes diplomáticas aseguran que estaban bajo discusión, como el despliegue de una fuerza internacional que impida a Hamás rearmarse, tal y como exige Israel para garantizar que no habrá nuevos ataques con cohetes contra su territorio.

Mubarak no ha explicado qué papel exacto jugará el movimiento islamista que gobierna Gaza en las charlas que propone. La propuesta, tal y como ha sido enunciada por Mubarak, contiene los siguientes puntos:

1) Israel y las facciones palestinas deben de acordar de inmediato un alto el fuego por un tiempo limitado, que permita abrir con seguridad un corredor humanitario para que llegue la ayuda a Gaza y que de tiempo a Egipto para continuar con sus esfuerzos de lograr un alto el fuego duradero.

2) Egipto convocaría a israelíes y palestinos a un encuentro urgente en el que se pudiera llegar a acuerdos que garanticen que la actual escalada de violencia no vuelva a repetirse. Además, dichos acuerdos deberían desembocar en la protección de las fronteras, la reapertura de los pasos fronterizos y la suspensión del bloqueo.

3) Las autoridades de El Cairo invitan también a la Autoridad Palestina y al resto de facciones palestinas a que se unan a los esfuerzos de Egipto en la búsqueda de un acuerdo que logre la reconciliación nacional.

Más información