Bush apoya las tesis de Israel

El presidente saliente de EE UU culpa a Hamás de la actual situación.- Siria e Irán advierten de las consecuencias de los ataques.- Sarkozy se reunirá el lunes con el líder de la Autoridad Nacional Palestina

La receta de Estados Unidos para poner fin a la ofensiva militar israelí sobre Gaza es prácticamente un calco de la postura que mantiene el Ejecutivo hebreo. Al igual que el primer ministro israelí Ehud Olmert, George W. Bush considera que la culpa de la actual situación la tiene Hamás y que por ello recae en el movimiento islámico la responsabilidad de propiciar un alto el fuego.

"Hace 18 meses, Hamás asumió el control de Gaza y desde entonces ha importado miles de armas, cohetes y morteros", ha señalado Bush en un discurso radiofónico tradicionalmente difundido los sábados, pero que fue adelantado al viernes por la Casa Blanca.

En consonancia con su colega israelí, el presidente estadounidense ha reclamado el establecimiento de una supervisión internacional que obligue a Hamás a respetar una eventual tregua. Además, ha acusado a Hamás de utilizar a la población como escudos humanos. "Como parte de su estrategia, los terroristas de Hamás a menudo se ocultan detrás de la población civil, lo que pone en riesgo a palestinos inocentes. Lamentablemente en los últimos días han muerto civiles palestinos".

Más información

En sus primeras declaraciones públicas desde que Israel lanzara su operación militar de castigo hace siete días, Bush pidió a Hamás, que controla política y militarmente Gaza, que frene los ataques con cohetes contra territorio israelí. "Cualquier otro alto el fuego unilateral que conlleve nuevos ataques con cohetes contra Israel no es aceptable"

Estados Unidos siempre ha defendido el derecho de Israel, su más fiel aliado en la zona, a defenderse de los ataques con cohetes. Al menos 441 personas han muerto en siete días de bombardeos en Gaza y otras 2.280 han resultado heridas. Los cohetes lanzados desde Gaza han acabado con la vida de cuatro israelíes en el mismo periodo de tiempo.

En su discurso radiofónico, Bush también expresó su preocupación por la crisis humanitaria que se cierne sobre Gaza, donde viven en condiciones precarias más de un millón y medio de personas, y dijo que Estados Unidos ha ofrecido 85 millones de dólares de urgencia para paliar esa situación.

El presidente saliente de EE UU también ha pidió a otros países que presionen a Hamás para que deje de hostigar a Israel y apoye al presidente palestino Mahmud Abbas. "Reclamo a todas las partes que presionen a Hamás para que abandone el terror y respalde a los líderes palestinos elegidos democráticamente y que trabajan por la paz", ha dicho el presidente republicano.

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50