Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un destructor estadounidense descarga ayuda humanitaria en Georgia

Los georgianos celebran el apoyo del "gra amigo" americano.- Explota un tren cargado de combustible en Gori al pisar una mina

El destructor estadounidense USS McFaul ha arribado hoy al puerto de Batumi, en Georgia, con el primer cargamento de ayuda humanitaria que los buques miliares americanos van a llevar a su aliado del Cáucaso. Para llevar a cabo esta labor, los buques de guerra estadounidenses en el mar Negro tienen que pasar por delante de los rusos, que se apostaron frente a la costa georgiana para impedir la entrada de pertrechos militares a los georgianos durante el conflicto por Osetia del Sur. Ahora, en virtud del acuerdo de paz firmado por Tbilisi y Moscú, la ayuda humanitaria puede entrar libremente.

Mientras los americanos han llegado al puerto de Batumi, los rusos siguen controlando el puerto de Poti, el segundo en importancia de Georgia, situado un poco más al norte, cerca de Abjazia, con una importante terminal petrolera y sede de la armada georgiana. Precisamente el control de los rusos del puerto de Poti ha provocado una nueva intervención en la crisis del presidente francés y de turno de la UE, Nicolas Sarkozy, que ha vuelto a pedir a Moscú que retire a sus fuerzas de Georgia, según contempla el alto el fuego. Rusia sostiene que completó el viernes la retirada, pero se ha reservado el derecho de ejercer controles en ciertos puntos, como el puerto de Poti. Para Tbilisi y sus aliados, con Washington a la cabeza, esto es una clara violación del alto el fuego.

El USS McFaul lleva suministros como mantas, productos de higiene y comida para bebés, que ya están siendo descargados. Otros dos buques militares estadounidenses con ayuda humanitaria deben llegar esta semana. Varios cargamentos han llegado ya a Tbilisi a bordo de aviones militares americanos. A Rusia no le gusta nada que EE UU aumente su presencia militar en la zona, mientras que Washington lanza la señal de que su alianza con Georgia, a la que quiere ver entrar en la OTAN, es fuerte.

" Estados Unidos es nuestro gran amigo", ha clamado el ministro georgiano de Exteriores, David Kezerashvili, que ha acudido a Batumi para ser testigo del desembargo de la ayuda estadounidense. "Han llegado en un momento muy difícil, lo que significa que no estamos solos".

Preguntado sobre la llegada del barco estadounidense a Batumi, el portavoz de la Armada rusa, Igor Digalo, se ha limitado a confirmar que Rusia estaba al corriente. "LA Armada rusa está avisada de la llegada de los barcos de la OTAN. La flota [rusa] del mar Negro seguirá llevando a cabo su tarea de garantizar la seguridad del tráfico marítimo cerca de la costa abjaza", ha dicho.

Explosión de un tren en Gori

En la ciudad de Gori, la segunda más importante de Georgia después de Tbilisi, la capital, un tren cargado de combustible ha estallado, al parecer al pisar una mina, según ha informado el Ministerio georgiano del Interior. El portavoz del departamento, Chota Utiashvili, ha denunciado que las minas estaban minadas. No ha habido víctimas, pero el Gobierno intenta determinar el daño que ha sufrido la línea férrea, que conecta Gori con la capital para después seguir hacia el oeste hasta el mar Negro, uniendo los puertos de Poti y Batumi para acabar en la frontera turca.