"Libia no, por favor, Libia no"

Los 50 inmigrantes rescatados por el 'Corisco' lamentan ser devueltos a la costa africana al desembarcar en Trípoli, según el patrón del barco

El pesquero Corisco, que rescató a 50 subsaharianos en alta mar el sábado, ha desembarcado en Trípoli, después de dos días de gestiones entre la diplomacia hispano-lusa y la libia. Los inmigrantes tenían la intención de llegar a Italia pero se han visto devueltos a las costas africanas. "Libia no, por favor, Libia no", han lamentado los rescatados, según ha declarado a la Cadena Ser el patrón de la embarcación, Antonio López.

"Cuando se han enterado de que estaban aquí, imagínate cómo se han quedado", ha añadido el patrón, tras acompañar a los 50 inmigrantes en el desembarco en el puerto de Trípoli, esta mañana.

Más información

Trípoli autorizó ayer por la noche que el barco atracara en su territorio, según ha anunciado hoy el ministro de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos.

El Gobierno español y el portugués negociaron conjuntamente con Libia para permitir el desembarco de los inmigrantes rescatados, ya que el pesquero Corisco es de bandera lusa y tripulación española.

Cinco mujeres y tres niños

El barco rescató el pasado sábado de aguas libias a medio centenar de subsaharianos, entre ellos cinco mujeres y tres niños, que iban a bordo de una lancha que se encontraba ya medio desinflada.

Desde entonces, la tripulación del barco, con base en Santa Pola (Alicante) está a la espera de que las autoridades diplomáticas españolas y lusas lleguen a un acuerdo con las de Libia que permita el desembarco de los cincuenta inmigrantes.

Lo más visto en...

Top 50