Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Pentágono recurre la decisión de los jueces que retiraron los cargos contra dos presos de Guantánamo

Los magistrados argumentan que no tienen jurisdicción para procesar a los detenidos

El Pentágono ha recurrido la decisión de dos jueces militares en la base estadounidense de Guantánamo, que retiraron esta semana los cargos contra dos presos, y ha pedido que reconsideren sus disposiciones. Los magistrados consideraron el lunes pasado que no tenían jurisdicción para juzgar a los dos presos y dieron un plazo de 72 horas al gobierno de George W. Bush para decidir si apelaba.

"El Departamento de Defensa ha tomado la decisión de recurrir la resolución de los jueces", ha señalado el portavoz del Pentágono Bryan Whitman. Los jueces se pronunciaron en los casos del canadiense Omar Jade y el yemení Salim Ahmed Hamdan, que se hallan entre los 380 hombres de diversas partes del mundo que EE UU mantiene cautivos en su base naval de Bahía de Guantánamo como supuestos terroristas.

La decisión ha supuesto un desafío a la administración del presidente George W. Bush, que quiere procesarlos en tribunales militares, al considerarlos "combatientes enemigos ilegales", de acuerdo con la Ley de Comisiones Militares, en vigor desde 2006.

Los jueces, el capitán de la Marina de Guerra Keith Allred en el caso de Hamdan y el coronel de Ejército Peter Brownback en el de Jadr, resolvieron que no pueden juzgar como "combatientes enemigos ilegales" a individuos que no han sido declarados como tales por el gobierno estadounidense.

La Administración Bush ha rehusado considerar como prisioneros de guerra a los hombres que captura en lo que denominó como "la guerra global contra el terrorismo", que emprendió en octubre de 2001. En su lugar, designó como "combatientes enemigos" a este tipo de prisioneros, a los que niega asesoramiento legal o proceso judicial que no sea el que llevan a cabo los tribunales militares especiales. Sin embargo, no ha designado oficialmente a ninguno de ellos como "combatiente enemigo ilegal", el argumento empleado por los jueces militares para rechazar los cargos contra los dos acusados.

En 2006, el Congreso estadounidense revocó los derechos de esos hombres al recurso de hábeas corpus, que hubiese cuestionado la legalidad de su encarcelamiento.

El jefe del Estado Mayor de EE UU se retirará en septiembre

El jefe del Estado Mayor conjunto de EEUU, el general Peter Pace, abandonará su cargo el próximo 30 de septiembre, según ha anunciado el secretario de Defensa, Robert Gates. Para esa fecha expiraba su mandato y no intentará renovarlo, ha añadido Gates, quien propondrá en su lugar al almirante Michael Mullen. El general Pace, próximo al ex secretario de Defensa Donald Rumsfeld, ocupaba este puesto desde 2005. Gates ha explicado que la posible renovación en el cargo de Pace chocaba con la oposición del Senado, controlado por los demócratas, que se oponen a mantenerlo en esta función. "Las sesiones de confirmación en el Senado iban a ser muy

polémicas y acabarían centrándose más en las motivaciones de la guerra en Irak y el futuro del conflicto que sobre su capacidad profesional", ha argumentado el responsable de Defensa.

Más información