Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Nueva York se blinda contra un ataque nuclear

La ciudad dispondrá a finales de año de detectores de armas radioactivas

La ciudad estadounidense de Nueva York va camino de convertirse en un auténtico laboratorio donde se analizará la manera de reforzar las defensas de la nación entera contra un posible ataque terrorista con un mecanismo nuclear o una bomba radioactiva. A principios de primavera, la administración Bush tiene previsto analizar las nuevas herramientas de detección de un ataque nuclear en el puerto de Staten Island, según publica el periódico The New York Times en su página web.

A finales de este año, el Gobierno federal planea empezar a establecer una elaborada red de alarmas de radiación en algunos puentes, túneles, carreteras y canales de la ciudad de Nueva York, creando un círculo de 50 millas alrededor de la ciudad. La idea, que se extenderá a otras ciudades si funciona, es el cambio más importante que planea el Departamento de Seguridad de EE UU.

Pero mientras la campaña se pone en marcha, algunos miembros del Congreso y expertos antiterroristas están mostrando su preocupación porque la iniciativa, como la anterior del programa de Seguridad, podría resultar extraordinariamente costosa (los expertos estiman que podría costar más de mil millones de dólares sólo en equipamiento) y proporcionar escasos beneficios de seguridad.

"Es una auténtica chorrada y no servirá para nada", ha dicho Tara O’Toole, antigua asistente del Departamento de Energía durante la administración Clinton, donde ella se encargaba de la seguridad de las armas nucleares. Por otra parte el tema de la financiación del mantenimiento de los detectores está también levantando polémica entre las autoridades locales y las nacionales.