Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Parlamento luso aprueba un referéndum para despenalizar el aborto

La consulta popular tendrá lugar a partir del mes de enero

El Parlamento portugués ha aprobado hoy por amplia mayoría la realización de un referéndum para suavizar la legislación vigente y despenalizar el aborto durante las 10 primeras semanas de embarazo.

"¿Está usted de acuerdo con la despenalización de la interrupción voluntaria del embarazo, si ésta se realiza a petición de la mujer, en los diez primeras semanas del embarazo, en un centro sanitario legalmente sanitario?". Ésta es la pregunta a la que tendrán que respnder los portugueses para que cambie la ley en el país.

El referéndum, el segundo que se convoca en Portugal sobre la cuestión tras el de 1998, podría ser realizado a principios del próximo año, previa aprobación del presidente de la República, Aníbal Cavaco Silva. Cavaco ya ha indicado que no se va a oponer a esta medida.

La propuesta establece que el aborto debe ser practicado a petición de la mujer y en un establecimiento de salud legalmente autorizado, y ha sido aprobada con el voto favorable del gobernante Partido Socialista, el Partido Social Demócrata (PSD, centro-derecha) y el Bloque de Izquierda. Han votado en contra los diputados del Partido Comunista Portugués y un parlamentario del PSD y se han abstenido los diputados del democristiano Partido Popular (CDS-PP) y dos parlamentarias socialistas.

La actual ley, de 1984, impone penas de hasta tres años a la mujer que se someta a un aborto ilegal y de dos a ocho al médico que lo practique, pero admite el aborto en las primeras 12 semanas en caso de violación o si hay riesgo para la vida o la salud de la madre.

El pasado 14 de octubre, el líder del PS y primer ministro luso, José Sócrates, defendió el "sí" en el referéndum sobre la despenalización del aborto para acabar con su práctica clandestina y los juicios a mujeres que deciden interrumpir el embarazo.

La consulta sobre el aborto propuesta por el Gobierno portugués fue un compromiso de la campaña electoral de Sócrates, que presentó en 2005, tras su llegada al poder, otro proyecto similar pero no prosperó por cuestiones de fechas y procedimientos.

El cardenal Patriarca de Lisboa, José Policarpo, ha declarado hoy que los obispos lusos, que aún no se han pronunciado, no aconsejarán la abstención.