Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PKK kurdo obedece a Ocalan y declara el alto el fuego a Turquía

La duración de la tregua, la segunda de este grupo armado, es indefinida

El Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK) ha declarado hoy un alto el fuego unilateral a partir de mañana, obedeciendo así al llamamiento que su líder, Abdullah Ocalan, hizo la tarde del jueves. Según ha informado en su página web la agencia kurda Firat, próxima al PKK, la duración de la tregua es indefinida y seguirá vigente siempre que no haya ataques al PKK por parte del Ejército turco.

La declaración de la tregua se ha escenificado en las montañas de Kandil, en el norte de Irak, refugio de la cúpula del PKK. "No habrá actividad guerrillera excepto el movimiento de nuestros hombres para sus necesidades naturales", señala la declaración, que pide a todos los mandos del PKK reorganizarse en esta nueva etapa para conseguir que triunfe el alto el fuego.

El alto el fuego es declarado "con la esperanza de propiciar un proceso democrático para solucionar el problema kurdo", señala la agencia Firat. Ésta es la segunda tregua del PKK, después de la que declaró en 1999 tras la captura de su jefe Ocalan por fuerzas especiales turcas en Nairobi.

Entonces, el Gobierno turco no redujo la presión sobre el PKK y cinco años después el movimiento kurdo volvió a las armas, primero con una violencia esporádica, y últimamente con choques cada vez más frecuentes con el ejército turco en la región del sureste (de mayoría kurda) y con atentados por casi toda Turquía de grupos que se cree están ligados al PKK.

En la primera reacción al llamamiento de Ocalan del pasado jueves, el primer ministro, el islamista moderado Recep Tayyip Erdogan, dijo ayer que las treguas "sólo son posibles entre dos estados", y aseguró que al PKK no le queda otro remedio que "entregar las armas".