Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Mueren nueve niños iraquíes tras explotar dos artefactos en un campo de fútbol de Bagdad

34 personas han muerto hoy y 31 han resultado heridas en diversos puntos del país en varios atentados

Al menos nueve niños han fallecido hoy a causa de dos explosiones en un campo de fútbol en un barrio del oeste de Bagdad, según ha informado una fuente policial, durante una nueva jornada de violencia que dejó 34 muertos y 31 heridos en diversos puntos del país.

Según las mismas fuentes, además de los nueve muertos los dos artefactos explosivos, que han estallado al filo de las 19.00 hora local (17.00, hora peninsular española), han causado heridas a otros 13 menores.

Las explosiones han tenido lugar cuando los menores jugaban un partido de fútbol frente a la comisaría del popular barrio Al Amel, en el oeste de la capital, ha dicho el teniente de policía Ali Hadi, quien no ha podido precisar el estado de los heridos, que han sido hospitalizados.

Los cuerpos de seguridad iraquíes han acordado la zona en previsión de nuevas explosiones, ha añadido el oficial. Este atentado ha ocurrido horas después de que cinco empleados del ministerio de Electricidad muriesen y otros cuatro resultasen heridos en un ataque armado en el norte de Bagdad. Las víctimas fueron tiroteadas cuando regresaban en automóvil a la sede del ministerio, han informado fuentes de las fuerzas de seguridad.

Otra jornada de violencia

Por la mañana, la explosión de una bomba en la plaza Al Tairan, en el centro de la capital, dejó tres trabajadores de la construcción muertos y otros nueve heridos. En un estallido similar, ocurrido en una avenida de la ciudad de Mosul, a unos cuatrocientos kilómetros al norte de Bagdad, falleció un policía y otros tres resultaron heridos, mientras que en Kirkuk, a unos 200 kilómetros al sur, dos soldados y un conductor perdieron la vida por la explosión de un artefacto.

Por otra parte, un oficial de policía y uno de sus escoltas perecieron acribillados en una emboscada tendida por un grupo armado en la ciudad de Baquba, a unos 65 kilómetros al noreste de lacapital. Otros dos guardaespaldas resultaron heridos de gravedad, han confirmado fuentes de las fuerzas de seguridad.

Asimismo, la policía ha encontrado 11 cadáveres con impactos de bala y señales de tortura flotando en el río Tigris, en la zona de Al Sauera, al sudeste de Bagdad, ha informado el ministerio de Interior.