Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
ORIENTE PRÓXIMIO

La OLP llama a los militantes palestinos a cesar sus ataques contra Israel

Sharon da luz verde a su ejército para que tome cualquier medida necesaria contra el terrorismo

La Organización para la Liberación de Palestina ha llamado hoy a acabar con todos los ataques contra Israel que "atentan contra el interés nacional y proporcionan excusas a Israel para obstruir la estabilidad de Palestina". Se trata de una importante llamada a los grupos radicales y una muestra de apoyo al presidente de la Autoridad Palestina, Mahmud Abbas, que ayer pidió un "alto el fuego mutuo" entre israelíes y palestinos en su toma de posesión.

El Comité Ejecutivo de la OLP se ha reunido hoy en Ramala, un día después de que jurara su cargo Mahmud Abbas, y le ha ofrecido su apoyo. "El Comité Ejecutivo apoya totalmente el discurso de Abu Mazen (apodo de Abbas) en su juramento, en el que llamó al cese de todas las operaciones militares que "atentan contra el interés nacional y dan excusas a Israel para obstruir la estabilidad palestina y la aplicación de la Hoja de Ruta", dice el comunicado emitido por la OLP. Se trata de la más rotunda apelación de la OLP a los militantes palestinos para que pongan fin a la Intifada iniciada en septiembre de 2000. Sin embargo, la OLP no especifica a qué se refiere con "operaciones militares" y si se tomará algún tipo de medida contra los militantes que desobedezcan las exigencias.

La llamada de la OLP se une a la petición de Abbas de ayer, cuando pidió un alto el fuego a los grupos radicales palestinos para poder retomar las conversaciones de paz con Israel, aunque en realidad no ha tomado ninguna medida concreta contra los radicales, exigencia número uno de Israel. Abbas se desplazará el miércoles a Gaza para tratar con los grupos radicales e intentar lograr un alto el fuego e incluso involucrarlos en las elecciones legislativas que deben celebrarse en el mes de julio.

Ante ello y el atentado que costó la vida a seis israelíes anteayer en Gaza, el Gobierno de Ariel Sharon ha decidido congelar sus contactos con la AP, incluyendo una reunión entre Abbas y Sharon. Además, el jefe del Gobierno israelí, ha dado luz verde a su ejército para que combata el terrorismo en la franja de Gaza, ya que las autoridades palestinas no lo hacen, a su juicio.

"Pese al cambio en el liderazgo palestino, aún está por ver que tomen alguna medida contra el terror", ha dicho Sharon a los miembros de su gabinete. Por ello, "el ejército israelí y el aparato de seguridad han sido autorizados a tomar cualquier medida que consideren necesaria, sin restricciones, para detener el terror y continuarán haciéndolo mientras los palestinos no muevan un dedo". Medios israelíes especulan con que el ejército podría retomar los asesinatos selectivos de responsables radicales así como establecer "zonas de seguridad" en la franja de Gaza para evitar los lanzamientos de misiles caseros contra territorio israelí o contra asentamientos judíos.