Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
REBELIÓN EN HAITÍ

El presidente de Haití se aferra al poder y pide una "movilización pacífica por la democracia"

EE UU ultima el envío de 2.000 'marines' al país

El presidente haitiano, Jean-Bertrand Aristide, se aferra a estas horas al poder pese al avance de las tropas rebeldes hacia Puerto Príncipe, capital de país, y a las exigencias de EE UU, Francia y Canadá, que le piden que dimita. Aristide ha afirmado hoy que no renunciará a su cargo y ha instado a sus partidarios a movilizarse pacíficamente para proteger la democracia.

En una intervención en la televisión del Estado, ha agregado que no pretende dimitir y que esas noticias son "rumores sin fundamento y vehículos de los líderes de la oposición para provocar a la población y generar desórdenes en el país". "No todos los llamamientos internacionales van en el mismo sentido", ha dicho. "Recibo muchos llamadas cada día, pero muchas son de solidaridad", como las "de Unión Africana" y como las del reverendo Jesse Jackson y otros parlamentarios estadounidenses". "Paso muchas horas al teléfono. Hay muchos diplomáticos que me apoyan.

Mientras tanto Washington ultima el envío al país de más de 2.000 infantes de marina con base en Camp Lejeune (Carolina del Norte). Fuentes militares han asegurado que el Pentágono podría ordenar la partida del contingente militar en cualquier momento, aunque el Gobierno estadounidense aparenta mantener la esperanza de que la oposición y el presidente lleguen a un acuerdo.

La operación está encomendada a la 24 Unidad Expedicionaria de Infantería de Marina a bordo de tres buques, uno de ellos el navío de asalto anfibio Saipan. Los buques esperan la orden en Norfolk (Virginia) de donde zarparían para recoger a la unidad de marines en Camp Lejeune (Carolina del Norte), para iniciar un viaje de cuatro o cinco días hasta las inmediaciones de Haití.

Reconquista de Los Cayos

Mientras tanto, los partidarios de Aristide han asegurado que reconquistaron anoche la ciudad sureña de Los Cayos, la tercera ciudad más poblada de Haití con 125.000 habitantes, que fue tomada este jueves por insurgentes armados, han informado fuentes policiales en Puerto Príncipe.

Todavía se desconoce si los enfrentamientos han dejado víctimas en esta localidad que dista 200 kilómetros de la capital haitiana. Las fuerzas leales a Aristide, acompañadas de un helicóptero, llegaron a Cayes desde la localidad costera de Miragoane, a 94 kilómetros al suroeste de Puerto Príncipe. La toma de Los Cayos había sido ejecutada por cuadrillas de la llamada Resistencia de Base, aliada de la Plataforma Democrática, que agrupa a los partidos políticos de oposición.