_
_
_
_
GUERRA BACTERIOLÓGICA

Una nueva alerta de ántrax obliga a desalojar un cuartel de Estados Unidos

Tres soldados y tres civiles han sido hospitalizados en espera de confirmar que el paquete contenía ántrax

Los bomberos han desalojado el Fuerte MacPherson en Georgia después de que encargados de correos del Comando de Reserva del Ejército de EEUU encontraran un paquete sospechoso de contener ántrax, según ha informado hoy el Pentágono. Tres soldados y tres civiles han estado expuestos a la sustancia y la instalación ha sido puesta en cuarentena a la espera de los resultados de nuevas pruebas.

En Fuerte McPherson opera el Comando Central del Ejército que supervisa las operaciones de las fuerzas armadas en Afganistán y otros países del Oriente Medio y Asia central.

Más información
EE UU limita la divulgación científica para evitar su uso por terroristas
La era del miedo total
EE UU acusa a Irak, Irán, Libia y Siria de hacer armas biológicas
Contexto:: La amenaza de la guerra bacteriológica

La sustancia ha sido encontrada en un contenedor de plástico y "no sabemos cómo llegó a través del correo", ha manifestado un portavoz del Fuerte McPherson, (Georgia) que también ha indicado que los tres soldados y tres civiles que han estado expuestos a la sustancia han sido ingresados en un hospital para ser sometidos a exámenes.

Agentes de la Oficina Federal de Investigaciones (FBI) y expertos del Centro para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC) han sido enviados a las instalaciones militares para someter a pruebas la sustancia, dijo un portavoz oficial. "Vamos a tratar esto como si se tratara de ántrax", dijo Llelwyn Grant, portavoz del CDC.

Cinco personas han muerto a finales del año pasado al entrar en contacto con cartas que contenían ántrax y que habían sido enviadas a periodistas, políticos y oficinas de gobierno en Florida, Nueva York y Washington.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete
Investigadores, algunos con ropa protectora, en el Fuerte Mc. Pherson.
Investigadores, algunos con ropa protectora, en el Fuerte Mc. Pherson.AP

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_