REFERÉNDUM

Irlanda rechaza el Tratado de Niza y frena el proceso de ampliación de la UE

La Presidencia y la Comisión europea se declaran "muy decepcionadas" por el resultado.- El 53% de los irlandeses se ha pronunciado en contra.- El acuerdo no entrará en vigor a menos que sea ratificado por todos los 15 países miembros

En una consulta que ha registrado una participación bajísima, en torno al 33%, en contra del tratado se han manifestado 529.478 personas, frente a las 453.461 que lo han hecho a favor.

El ha sido derrotado incluso en la propia circunscripción electoral del primer ministro irlandés, Bertie Ahern, en Dublin Central, donde el 60 % de los votantes ha rechazado el tratado.

"Decepción" en las instituciones europeas

El presidente de la Comisión Europea, Romano Prodi, y el primer ministro sueco, Goran Persson, en nombre de la Presidencia de la UE, se han declarado "muy decepcionados" por el resultado negativo del referéndum irlandés.

Ambos, en una declaración conjunta, han subrayaado que "el trabajo de la UE debe continuar, y la Comisión y los Estados miembros continuarán las negociaciones de ampliación con vigor y decisión". "El objetivo de la ampliación de Europa debe ser realizado", han añadido.

Más información

Dado que el Tratado de Niza requiere la ratificación unánime de los Quince a la hora de abordar reformas estructurales, el rechazo irlandés obligaría a renegociar un documento.

El Ejecutivo de Dublín ha descrito el Tratado de Niza como un instrumento necesario para facilitar la ampliación de la Unión Europea (UE) hacia el Este del continente y para la reforma de los órganos de gobierno de los Quince.

La oposición al Tratado está encabezada por el partido republicano Sinn Fein, seguido por los Verdes y varios grupos de izquierdas y organizaciones no gubernamentales,argumentando que aumentará el "déficit democrático" de los órganos de Gobierno de la UE.

Estos argumentan que el acuerdo no contempla la ampliación de la UE sino una reforma de las instituciones europeas que aumentará aún más el "déficit democrático" que ya padecen estos organismos.

La creación de una fuerza militar europea de intervención rápida para labores de pacificación y prevención de conflictos también ha sido muy criticada en el país tradicionalmente neutral.

Unanimidad necesaria

Elaborado por los Quince en 2000 para reformar las instituciones europeas frente a la ampliación al este, el Tratadi de Niza necesita la aprobación de todos y cada uno de los países miembros para su entrada en vigor.

Irlanda es el único de los países miembros de la UE que ha organizado esta consulta, obligada por su Constitución.

"Sería un gran error" no ratificarlo—en alusión al Tratado— advertía ayer el primer ministro, Bertie Ahern, por considerar que supondría "una gran desilusión para la UE" y evidenciaría el "egoísmo" de un país que goza de un espectacular crecimiento económico gracias a ella. Según un sondeo publicado la semana pasada, un 28% de los irlandeses rechaza la ratificación, mientras un 45% lo respalda.

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50