Las sorprendentes fotos de la segunda boda de Kourtney Kardashian y Travis Barker: crucifijos, coches antiguos y una abuela

La televisiva ‘influencer’ confirma su íntimo enlace en California con el batería de blink-182 en sus redes sociales

Kourtney Kardashian y Travis Barker, en la alfombra roja de los Oscar a finales del mes de marzo.
Kourtney Kardashian y Travis Barker, en la alfombra roja de los Oscar a finales del mes de marzo.Eric Gaillard (Reuters)

Kourtney Kardashian y Travis Barker ya están legalmente casados. “Hasta que la muerte nos separe”, escribía la mayor de las televisivas hermanas en su cuenta de Instagram este lunes. Acompañando el mensaje en el que confirmaba su enlace, Kardashian compartía con sus 177 millones de seguidores su particular álbum de fotos en blanco y negro del día del enlace, una íntima ceremonia que tuvo lugar el pasado domingo en un juzgado de la localidad californiana de Santa Barbara (Estados Unidos). La misma publicación la compartió el músico en su Instagram, aunque en su caso para sus siete millones de seguidores.

Un enlace en el que, según People, hubo más guardaespaldas que invitados. En las ocho fotos que ha compartido la pareja, tan solo se les ve acompañados de Mary Jo, la abuela materna de Kourtney Kardashian (43 años), y de Randy Barker, padre del batería de blink-182, de 43 años. Ellos dos parecen haber sido los únicos testimonios de la boda, según apuntan los medios norteamericanos. La pareja ha legalizado así su matrimonio después de que a principio del pasado mes de abril ambos se dieran el primer “sí quiero” en Las Vegas tras los premios Grammy. Una ceremonia que se llevó a cabo a las dos de la madrugada en la capilla One Love Wedding, con un imitador de Elvis como maestro de ceremonias. Como, de nuevo, compartió ella en su Instagram: “Érase una vez en una tierra muy, muy lejana (Las Vegas) a las dos de la mañana, después de una noche épica y un poco de tequila, una reina y su apuesto rey se aventuraron a la única capilla abierta con un Elvis y se casaron (sin licencia). La práctica hace la perfección”, escribía.

Después de que ayer fueran muchos los medios de comunicación que compartían las imágenes captadas por los paparazzis de la pareja en el día de su boda, Kardashian ha preferido compartir unas fotografías más cuidadas en las que ambos posan ante la cámara. En las imágenes, Kardashian muestra el vestido corto con corsé y un broche en forma de corazón de Dolce&Gabanna elegido para la ocasión, acompañado de un velo unido a unas mangas también de la firma italiana. Y en su cuello, un colgante con un crucifijo. Barker, por su parte, apostaba por el negro en su traje.

Su relación se hizo pública en febrero del año pasado, y la pareja se prometió el pasado mes de octubre en una playa de Montecito (California). Un momento que fue compartido también en sus redes sociales y que ya se ha podido ver al completo en el reality familiar que han retomado las Kardashian después de un año y medio sin vivir rodeadas de cámaras. En los capítulos de la serie ya emitidos, también han compartido su proceso para ser padres y sus visitas a la clínica de fertilidad.

Según medios estadounidenses como People y TMZ, la pareja ya está preparando una gran fiesta que tendrá lugar en Italia, esta vez sí, ante cientos de invitados.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS