Presentadores

Roberto Leal, el presentador que salta de cadena en cadena

El sevillano, de 40 años y fichaje estrella de Atresmedia tras dejar TVE, comparte con su esposa profesión y negocios

Roberto Leal, en el plató de 'Operación Triunfo' en Barcelona el pasado enero.
Roberto Leal, en el plató de 'Operación Triunfo' en Barcelona el pasado enero.Joan Valls / GTRES

Roberto Leal está de celebración. El presentador sevillano regresa a la que fue su casa durante cuatro años, Atresmedia, para ponerse al frente de uno de los concursos más cotizados, Pasapalabra, que vuelve a Antena 3 después de que el Tribunal Supremo ordenara retirar dicho formato de Telecinco por no pagar los derechos de admisión. Leal, por tanto, será el nuevo Christian Gálvez, quien ha conducido Pasapalabra durante 13 años en la cadena estrella de Mediaset.

Al periodista sevillano tablas no le faltan. Ha sabido forjarse su camino de la mano, especialmente, de Televisión Española, quien lo ha convertido en su presentador fetiche en el último tiempo. Pocos recuerdan ahora a ese jovencito reportero imberbe con el pelo de pincho y con gafas de colores que viajaba a los lugares más recónditos de toda la geografía española buscando la noticia más singular o las recetas más tradicionales bajo el micrófono de España Directo. Más tarde se convirtió en el primer hombre en conducir dicho programa y, desde entonces, la cadena pública ha sabido hacer de Roberto Leal un presentador imprescindible.

El equipo de España Directo en 2008. De izquierda a derecha: Xavi Ortells, Yolanda Maniega, Enric Company, Pilar García Muñiz, Roberto Leal y María Ibáñez.
El equipo de España Directo en 2008. De izquierda a derecha: Xavi Ortells, Yolanda Maniega, Enric Company, Pilar García Muñiz, Roberto Leal y María Ibáñez.MD / GTRES

A sus 40 años, con una barba mucho más poblada, sin gafas y con el pelo medio cano peinado con un toque moderno, Leal ha pasado por Lotería de Navidad, Bailando con las Estrellas, Hotel romántico, Telepasión, la Cabalgata de Reyes, ha acompañado a Anne Igartiburu en las campanadas de año nuevo de 2018 y 2019 y ha presentado las últimas tres ediciones de Operación Triunfo, su mayor escaparate hasta ahora. Concretamente han sido dos ediciones y media, pues la última se vio obligada a hacer un alto en el camino por la pandemia del coronavirus. Su fichaje en Atresmedia, donde estuvo varios años antes colaborando y copresentando Espejo Público, no le impedirá regresar a TVE para ponerse al frente de la recta final del talent musical pues, de manera inusual, Leal compaginará ambas cadenas para completar OT 2020 y poder despedirse del público y de sus chicos.

Anne Igartiburu y Roberto Leal.
Anne Igartiburu y Roberto Leal.

Esos chicos, los de las tres últimas ediciones del programa de talentos, que han viso en Roberto Leal un aliado durante sus meses de encierro en la famosa Academia. Con ellos ha mostrado esa naturalidad, frescura y empatía que le han convertido en un presentadores muy querido. Su profesionalidad y simpatía son dos de los adjetivos que más se repiten cuando se pregunta por Roberto Leal a quien ha trabajado con él, que también destacan su cercanía. Esa cercanía innata que muestra con el espectador en cada uno de los proyectos en los que ha trabajado y con la que ha conseguido meterse al público en el bolsillo.

Pero el presentador y periodista llevaba un tiempo buscando un cambio. Gente de su entorno asegura que el sevillano es insaciable, casi un culo inquieto, y que necesitaba cambiar de aires. A la vez que presentaba OT y estaba a las órdenes de la cadena pública, en el último año Roberto Leal conducía otro programa en directo todas las semanas en Canal Sur, donde trabajaba junto a su esposa e, incluso, su madre, quien tenía un hueco en el espacio de entrevistas que busca ensalzar el talento andaluz. Sin embargo, todo esto no era suficiente para el de Alcalá de Guadaira asentado en Madrid que, debido a su palmarés televisivo —también ha trabajado en Telecinco y en Disney Channel—, parece no gustarle encasillarse en un sitio fijo.

La pasión por la televisión y el entretenimiento no es lo único que comparte con los suyos. Casado desde 2015 con la periodista catalana Sara Rubio, a quien conoció en Espejo Público, la pareja dio la bienvenida a su primera hija, Lola, en julio de 2017. La familia la completa Pepa, la chihuahua toy que convive con el matrimonio desde antes de la llegada de Lola y que cuenta con su propio perfil de Instagram (@soylapepa) a quien siguen casi 50.000 seguidores. Lejos del casi millón de admiradores que acumula su padre humano en la misma plataforma. Allí Leal, igual que en el plató, se muestra tal y como es. Además de promocionar sus distintos éxitos laborales aprovecha sus redes sociales para mostrar su lado más íntimo compartiendo momentos junto a su familia.

La trayectoria profesional de Sara Rubio también ha estado ligada a la televisión. La periodista catalana ha pasado por programas como Equipo de Investigación o Espejo Público, donde conoció al que ahora es su marido en 2012, cuando ella era reportera y él presentador sustituto de verano. También ha colaborado en Punto Pelota, el show deportivo de Josep Pedrerol, y ha trabajado en los informativos de La Sexta Noticias o junto a Toñi Moreno en Entre todos y T con T, ambos de TVE. Actualmente es productora ejecutiva de Blondloyal Producciones, la productora de Escala Sur, el programa de la televisión autonómica de Andalucía que comparte con su marido

El amor de la pareja de periodistas también se ha consolidado en los negocios. Juntos tienen la sociedad Blond Loyal S.L, —que hace un juego de palabras con los apellidos de ambos traducidos al inglés— dedicada a la educación cultural y radiodifusión; y Leal aparece como único administrador en otra empresa destinada a la gestión de activos inmobiliarios, domiciliada en Sevilla, que antes se llamaba Leal Visualmedia pero ahora es Hispalaria Inversiones. Además, el año pasado el matrimonio se embarcó en otro proyecto en el que impartían cursos de improvisación, Improtele, algo que surgió a raíz de su papel como conductor en Operación Triunfo.

La inquietud de Roberto Leal es inabarcable y ahora suma un nuevo reto al sustituir a Christian Gálvez, en un programa que casi se ha mimetizado con él a lo largo de los 13 años en los que ha sido su presentador.

Archivado En:

Más información

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50