Gente

El fallido intento de Amber Heard y un detective por hallar trapos sucios a Johnny Depp

El investigador ha revelado su frustrada misión tras entrevistar a cien personas para encontrar pruebas de maltrato

Johnny Depp y Amber Heard en una gala en Culver City, California, el 9 de enero de 2016.
Johnny Depp y Amber Heard en una gala en Culver City, California, el 9 de enero de 2016.Rich Fury / GTRES

El culebrón que viene desarrollándose entre el actor Johnny Depp y su exesposa, la también actriz Amber Heard, desde que en mayo de 2016 ella pusiera una denuncia contra el actor por violencia doméstica, tiene un nuevo capítulo. En esta ocasión el nuevo descubrimiento llega de la mano de una información que el periódico británico Daily Mail califica como exclusiva. Según detalla el rotativo Amber Heard, a través de sus abogados, contrató a un prestigioso investigador privado el pasado verano para que encontrara a personas que avalaran su versión de que Depp es una persona violenta, y fracasó en el intento.

Paul Barresi, que es el nombre del investigador, ha revelado al medio británico que su objetivo era encontrar personas que hubieran sido objeto de abusos verbales o físicos por parte de Johnny Depp para contar con ellos como testigos en los casos de difamación que enfrentan a la pareja en el Reino Unido y en los Estados Unidos y que se juzgarán en los próximos meses después de haber tenido que ser retrasados a causa del coronavirus. Pero Barresi, que se entrevistó con al menos cien personas en Estados Unidos y en Europa, según cuenta él mismo esta semana al diario británico, se encontró con testimonios radicalmente distintos a los que espera Heard, a la que describe como “emocionalmente agotada, maltratada y atormentada” cuando él la trató.

En la información que el investigador facilita al Daily Mail a través de correo electrónico incluso detalla nombres como el de Jane Galli, jefa del departamento de maquillaje de la película City of lies, cuyo estreno llegó a retrasarse a causa de las acusaciones de maltrato contra Depp. “Galli había trabajado con Depp en otras películas y me dijo: 'Es un amor”. Algo que corroboró el director del mismo filme, Brad Furman, que se refirió al actor como un verdadero ser humano, profesional y maravilloso en todos los sentidos. O el asistente de dirección, Paul Silver, que le dijo “aunque Johnny no siempre llega a tiempo y a veces retrasa el rodaje, es un profesional y siempre se entrega”. La misma persona le contestó sobre si Depp alguna vez perdió la calma: “Todos los artistas tienen mal genio".

Barresi, sin embargo, dice que todas estas declaraciones no cuenta la historia completa del “extraño” Depp y el entorno “repugnante” con el que se junta. Afirma que entrevistó al famoso tatuador Jonathan Shaw, amigo del actor durante 30 años y el autor de la mayoría de los tatuajes que luce, y cuenta que cuando le preguntó por Depp su respuesta fue : “Lo único a lo que estaría dispuesto en esta búsqueda es a ayudar a cargar el arma que quiero usar para volar sus cerebros”. Barresi también dice que el entorno del actor es más volátil que él mismo, por ejemplo se refiere a su abogado como “un bulldog”. Y cree que en parte esto tiene la culpa de la frustración de Amber Heard. “No creo que haya mucha diferencia entre el abuso verbal y el físico, hace igual daño”, llega a decir Barresi.

Por los testimonios que recogió, el detective afirma que Depp parece un “hombre generoso hasta el extremo, que ha llegado a cubrir costes legales, facturas médicas y alquileres de sus amigos". A lo que añade: "La ironía es que parecen tener lealtad eterna hacia él, pero no estoy completamente convencido de que sean sus amigos”.

Los previos de esta historia ya se conocen: un acuerdo de divorcio a cambio de 6,4 millones de euros que llegó el 16 de agosto de 2016 y que provocó que Heard retirara las acusaciones contra su ya exmarido, y un comunicado conjunto en el que la expareja afirmaba que su matrimonio fue “muy apasionado y a veces volátil, pero siempre unido por el amor”. Y después el reinicio del enfrentamiento entre ambos cuando el actor se sintió aludido por un artículo publicado el 18 de diciembre de 2018 en The Washington Post y firmado por Amber Heard, en el que decía: “Hace dos años, me convertí en una figura pública que representaba el abuso doméstico, y sentí toda la fuerza de la ira de nuestra cultura por las mujeres que hablan”.

El 1 de marzo de 2019 Depp presentó una demanda por difamación contra su exesposa por insinuar que era un maltratador y causar que le despidieran de la franquicia de Piratas del Caribe y afirmó que la víctima de su violencia en realidad fue él. Heard contraatacó un mes después con su respuesta judicial en la que afirmaba que era un “monstruo”. Y Depp contestó que ella falsificó pruebas contra él y afirmó en su alegato que nunca ha abusado de ninguna mujer. El intérprete también presentó una demanda por difamación contra The Sun y su editor Dan Wootton, un juicio que debía haberse celebrado en Londres el pasado 23 de marzo y que se ha retrasado a causa de la crisis del coronavirus.

Más información

Lo más visto en...

Top 50