CULTURA

Marta Rivera de la Cruz rectifica y se retira como escritora del cartel de ‘La noche de los libros’

La consejera de Cultura aparecía en el programa original presentado hace una semana como autora literaria, sin hacer referencia a su cargo político y sus responsabilidades en la programación del acto

La consejera de Cultura de la Comunidad de Madrid, Marta Rivera De La Cruz, en un acto en septiembre.
La consejera de Cultura de la Comunidad de Madrid, Marta Rivera De La Cruz, en un acto en septiembre.COMUNIDAD DE MADRID / Europa Press

Hace una semana, la consejería de Cultura y Turismo de la Comunidad de Madrid dio a conocer la programación de La noche de los libros, que sucederá este viernes 13 de noviembre. La primera de las más de 200 actividades -vía on line- estaba protagonizada hasta última hora de la mañana de este martes, por dos escritoras: Vanessa Montfort (Barcelona, 1975) y Marta Rivera de la Cruz (Lugo, 1970). La consejera de Cultura y Turismo de la Comunidad aparecía incluida como autora (su última novela la publicó Planeta en 2016, Nosotros los de entonces) en el programa diseñado por el organismo que dirige como diputada de Ciudadanos, y sin citar su cargo político.

El encuentro se titulaba El Madrid literario, estaba previsto que ocurriera en la Real Casa de Correos, sede principal, en la Puerta del Sol, y sería retransmitido exclusivamente en red en el canal de Youtube de la Consejería de Rivera de la Cruz. Las dos autoras habían sido citadas con la excusa de ser “dos mujeres escritoras que han desarrollado su carrera en Madrid”. La idea original era una “charla sobre la relación entre la ciudad y los libros”. Incluso el perfil de Instagram oficial de esta edición ha comunicado el evento citándolas como “las autoras”. Iban a hablar del Madrid literario “en el que ellas viven y escriben”.

A pesar de todo este cúmulo de citas y referencias desde hace días, la consejera asegura a EL PAÍS que desconocía el programa aprobado por la Subdirección del Libro de su consejería. “Pensaba que tendría que centrarse en inaugurar la jornada”, explica. Sin embargo, también reconoce que llevaba días leyendo la nueva novela de Montfort, La mujer sin nombre (Plaza y Janés), para preparar el acto que han publicitado muchos medios de comunicación. “Estoy tan sorprendida como tú, hemos cometido un error. No sabía nada. Si me llegan a decir que esto va a ser así, me habría llevado las manos a la cabeza”, dice ante la llamada de este periódico. Subraya que es muy escrupulosa con los asuntos del sector editorial, del que ella forma parte. Desde su equipo tratan de quitarle hierro al asunto y asumen toda la responsabilidad de la aparición de la consejera formando parte como agente cultural de un programa creado por su consejería.

La charla se ha transformado de urgencia, a tres días del acto, en un monólogo de Montfort sin la escritora Marta Rivera de la Cruz, que recuperará su cargo político y dará las pertinentes palabras de bienvenida a la ciudadanía. Así lo ha marcado el protocolo de este evento en los últimos 15 años, en los que han pasado por la sede principal Donna Leon, Alessandro Baricco, Javier Marías, Almudena Grandes, Antonio Muñoz Molina, Fernando Aramburu o Eduardo Mendoza. Nunca antes e había programado a un consejero o consejera de Cultura infiltrado como autor.

Autoinvitarse no está bien visto. “No me parece muy elegante”, dice un escueto y elegante Juan Miguel Hernández León, portavoz de cultura del PSOE en la Asamblea de Madrid sobre el caso, horas antes de que Rivera de la Cruz rectificara. “Ella es escritora pero hay muchas otras escritoras en Madrid que podrían hablar de su experiencia como autoras en la ciudad. Si participara como consejera lo entendería, pero como autora es muy poco elegante”, añade.

Jazmín Beirak, diputada en la Asamblea por Más Madrid, indica que Rivera de la Cruz habría incurrido en un “conflicto de intereses” de haber continuado con el programa original, en el que aparecía como autora. Pero lo que le parece más llamativo es que no centre la actividad de la cita y su presencia en “un reconocimiento a los profesionales del sector del libro, con la que está cayendo”. “No es el momento de ponerse en el centro del foco, sino de dar la palabra a los otros, a los que están resistiendo la crisis provocada por la pandemia”, añade Beirak.

Para Pedro Corral, diputado de la Asamblea y portavoz de cultura del PP, grupo socio de Ciudadanos en el Gobierno de la Comunidad de Madrid, no existe conflicto de intereses. “No me choca que la consejera participe como autora en el programa de La noche de los libros. Ella es escritora, ¿por qué debería haberse excluido? Tenemos la suerte de contar con una consejera que es escritora. No creo que exista el conflicto de intereses porque dudo de que Marta vaya a cobrar por su participación”, apuntaba Corral antes de conocer que Rivera de la Cruz se retiraba del cartel. Después de saber la decisión añadió que se trata de un “debate interesante”. “Me pregunto si incurre en conflicto de intereses por presentar como escritora un acto sobre el centenario de Galdós organizado por su Consejería”, apunta Corral.

Más información

Lo más visto en...

Top 50