LA CRISIS DEL CORONAVIRUS

El Ayuntamiento de Madrid no abrirá piscinas municipales antes de julio

El alcalde entiende que es “un sacrificio más” que pide a los ciudadanos pero “no se dan las circunstancias de prevención y seguridad”

La piscina principal de la Casa de Campo, prácticamente vacía por el mal tiempo antes de la crisis del coronavirus.
La piscina principal de la Casa de Campo, prácticamente vacía por el mal tiempo antes de la crisis del coronavirus.

Los primeros baños en piscinas municipales de la ciudad de Madrid serán en julio como muy pronto. El estado de alarma y las previsiones de un verano con restricciones en el movimiento lleva semanas centrando la atención en su calendario y condiciones de apertura. Este viernes, festividad de San Isidro, el alcalde ha confirmado que las piscinas que dependen del Ayuntamiento no podrán abrirse el mes que viene. Tradicionalmente las primeras suelen abrir el 15 de mayo y a partir del 1 de junio todas suelen estar ya disponibles.

Las circunstancias de la pandemia no van a hacer sin embargo posible que el verano de 2020 llegue acompañado de un baño. Las autoridades buscan por un lado evitar contagios y, por otro, adaptar la ciudad, una de las zonas más golpeadas por el virus, a las fases de desescalada previstas. “No se dan las circunstancias de prevención y seguridad para abrirlas”, ha reconocido José Luis Martínez-Almeida durante una entrevista en Telemadrid. Reconoce que pide un “sacrificio más” a los madrileños ya que “junio es caluroso y las piscinas son un alivio importante”.

El anuncio tiene lugar al día siguiente de que el Ministerio de Sanidad hiciera público un protocolo consensuado con las Comunidades Autónomas para la apertura de las piscinas, que no llegaría hasta la fase 3 de la desescalada. Los espacios al aire libre deben guardar, al menos, el doble de espacio previsto habitualmente para cada persona. En los espacios cerrados ha de ser el triple. En cuanto a los objetos personales de cada bañista, como toalla, calzado o ropa, ha de ser posible que en ningún momento estén en contacto con los de otros usuarios.

La desinfección de manos será aconsejable al acceder a las instalaciones así como la desinfección de calzado. Se favorecerá el pago con tarjeta de crédito o a través de aplicaciones del teléfono móvil.

Archivado En:

Más información

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50