Una treintena de pasajeros heridos, cinco de ellos graves, tras chocar una locomotora y un tren regional en Tarragona

Una avería en el freno de un convoy se presenta como la principal hipótesis del accidente, ocurrido a la altura de Vila-seca

Tarragona / Barcelona -

Una locomotora de mercancías colisionó este domingo por la noche, sobre las 21.50 horas, con un tren regional de Renfe en Vila-seca, en la provincia de Tarragona, causando una treintena de heridos de diversa consideración, cinco de los cuales graves. El SEM informó que estos cinco heridos de gravedad precisaron ser trasladados a los hospitales Joan XXIII y Santa Tecla de Tarragona, y al menos otros diecisiete fueron derivados a los centros de atención primaria de Vila-seca, Salou y Cambrils. Todos ellos fueron los más afectados del grupo de 75 personas que iba a bordo del regional de Renfe que cubría el trayecto Barcelona-Tortosa. Según un primer diagnóstico, sufrían fracturas y policontusiones, pero su pronóstico es estable. Tras el choque, los servicios de Protección Civil y de emergencias se coordinaron para evacuar la totalidad del pasaje. En el mismo lugar del accidente los sanitarios atendieron a los heridos de menor consideración y dieron asistencia a aquellos que sufrieron episodios de ansiedad.

El accidente se produjo, según fuentes de Adif, después de una avería en un freno de la locomotora operada por la compañía Captrain, la empresa ferroviaria que cubre los servicios logísticos y de mercancías de la francesa SNCF. El choque tuvo lugar a la altura del apeadero de Vila-seca, cerca del polígono. La locomotora embistió al tren regional que había partido de la estación de França de Barcelona a las 19.43 y tenía previsto llegar a Tortosa a las 22.20. El alcalde de Vila-seca, Pere Segura, informó que el tren de pasajeros estaba parado cuando recibió el impacto de la locomotora.

La mayor parte del daño lo sufrieron los primeros vagones del regional. El Sistema de Emergencias Médicas (SEM) desplegó más de media docena de unidades para atender a los pasajeros y, tras las primeras asistencias in situ, se coordinó con los dos hospitales de Tarragona y con el centro de asistencia primaria de Vila-seca para derivar a los heridos de más gravedad.

La Generalitat activó el plan Ferrocat para accidentes ferroviarios. Renfe informó que ha abierto una investigación para conocer las causas del siniestro. La circulación ferroviaria quedó cancelada en el tramo entre Tarragona y Vila-seca y entre Cambrils y Reus. Para garantizar la movilidad de los pasajeros afectados, de las líneas R15 R16 y R17, Renfe ha gestionado un servicio alternativo por carretera desde Móra d’Ebre, Tortosa y PortAventura, respectivamente.


Puedes seguir a EL PAÍS Catalunya en Facebook y Twitter, o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete
Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS