EDUCACIÓN

Los alumnos del Institut del Teatre exigen el despido de Joan Ollé

El docente acusado de abusos y apartado de las clases pide que se respete la presunción de inocencia

Alumnos y profesionales se manifiestan contra los abusos en el Institut del Teatre
Alumnos y profesionales se manifiestan contra los abusos en el Institut del TeatreAlejandro García / EFE

Decenas de alumnos del Institut del Teatre de Barcelona se volvieron a concentrar ayer frente al centro por segundo día consecutivo para reclamar la dimisión de la directora, Magda Puyo, y de su equipo al considerar que han mostrado pasividad ante los casos de supuestos abusos denunciados por alumnas. Los participantes en la protesta consideraron una “medida de mínimos” que se haya apartado de la docencia al director de teatro Joan Ollé, principal acusado de abusos de poder y de acoso sexual, y exigen que se lo despida. Las denuncias afectan a una docena de profesores, que habría cometidos abusos durante años, aunque Ollé es el único que sigue en activo en el Institut del Teatre.

Una portavoz de los alumnos concentrados leyó un comunicado en el que se señala: “Ayer fuimos muchas y conseguimos ser escuchadas, pero de momento Joan Ollé sólo ha sido apartado de la docencia, una medida de mínimos en la situación en la que nos encontramos. Ahora su despido está en manos de la Diputación y pendiente del proceso judicial”.

En el comunicado los alumnos advierten que este “puede ser un proceso lento y doloroso para las agredidas” y exigen que la Diputación de Barcelona, de la que depende el Institut del Teatre, y el colectivo del profesorado “se comprometan a posicionarse del lado de las personas agredidas”. Subrayan que los abusos son una lacra que “este sistema patriarcal ha apoyado y permitido durante tanto tiempo”. En este sentido, reclaman también “la revisión del protocolo de prevención de agresiones que hasta ahora se ha demostrado que no es efectivo, apoyo psicológico a las personas agredidas y una propuesta de apoyo psicológico para todo el alumnado del Institut del Teatre a largo plazo”. Demandan igualmente “el posicionamiento público del claustro de profesores, así como la asunción y revisión de las responsabilidades que les toca como compañeros de los agresores, una respuesta clara de la Diputación de Barcelona y el compromiso firme de mantenerse al lado de las personas damnificadas”.

Además de pedir la dimisión de Puyo y su equipo, reclaman la asunción de responsabilidades y disculpas públicas de la directora de la Escuela Superior de Arte Dramático, Montse Vellvehí. El Teatre Lliure se sumó ayer al Teatre Nacional de Catalunya (TNC) en solidarizarse con las presuntas víctimas. Por su parte, Ollé hizo público un comunicado en el que reivindica “el derecho a la presunción de inocencia, tan fundamental como la libertad de prensa” y expresa su voluntad de colaborar para esclarecer los hechos.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50