taxi

El taxi acuerda reducir al 60% su flota activa desde el lunes en Barcelona

El objetivo era limitar la oferta y regular los días de descanso para evitar un excedente de vehículos para una demanda mucho más baja tras la caída de la actividad y del turismo

Un taxi en Barcelona al principio del estado de alarma.
Un taxi en Barcelona al principio del estado de alarma.Carles Ribas

Después de una semana de reuniones y desencuentros, el Instituto Metropolitano del Taxi (IMET) y las principales asociaciones de taxistas han llegado este viernes a un acuerdo para reducir la flota que circulará cada día a partir de que empiece la nueva normalidad. El objetivo de las negociaciones era limitar la oferta de taxis y regular los días de descanso para evitar un excedente de vehículos para una demanda mucho más baja tras la caída de la actividad y del turismo. El IMET ha anunciado que a partir de este lunes se reducirá la oferta al 60%, y al 50% en fines de semana.

La voluntad de todas las asociaciones del taxi era encontrar la fórmula jurídica que permitiese sacar a la calle menos taxis para adaptar la oferta a una demanda menor de la que había antes de la pandemia. En el área metropolitana de Barcelona hay más de 10.000 taxis, de los que normalmente, tras establecerse los días de descanso, circulan 8.000 cada día. Durante la pandemia, se redujo a un 20% la flota que circulaba, y a un 30% en las últimas semanas.

Las asociaciones pedían que las medidas de regulación se extendiesen también cuando termine el estado de alarma o cuando se entre en la nueva normalidad. El desencuentro con el IMET, que depende del Área Metropolitana de Barcelona, llevó al Sindicato del Taxi a anunciar que pediría reclamaciones patrimoniales porque entendía que el ente público no aportaba una solución.

Finalmente, las medidas han llegado y entrarán en vigor el lunes. Durante dos semanas saldrá a trabajar el 60% de la flota, y a partir de la tercera lo hará el 70%.

En los fines de semana la actividad se reducirá a la mitad de la habitual. Las medidas durarán hasta el 17 de julio, momento en el que las asociaciones confían en tener un plan detallado de cómo actuar en los próximos meses. “Este acuerdo no es el que queríamos pero garantiza que a partir del lunes no haya 8.000 taxis en las calles y nos da tiempo para armar mejor una regulación acorde con la situación extraordinaria en la que nos encontramos”, señaló un portavoz de Elite Taxi a Efe.

Para poder aplicar estas medidas, el IMET ha anulado el calendario de festivos intersemanales, aprobado en noviembre pasado, y que estaba vigente para 2020.

Lo más visto en...

Top 50