_
_
_
_
Análisis
Exposición didáctica de ideas, conjeturas o hipótesis, a partir de unos hechos de actualidad comprobados —no necesariamente del día— que se reflejan en el propio texto. Excluye los juicios de valor y se aproxima más al género de opinión, pero se diferencia de él en que no juzga ni pronostica, sino que sólo formula hipótesis, ofrece explicaciones argumentadas y pone en relación datos dispersos

Barreras al reciclaje

El examen del 15% que reconoce que no separa sus residuos revela algunas tendencias interesantes, como que los jóvenes reciclan menos que los mayores. La encuesta también muestra que no todo depende de la conciencia particular de la ciudadanía

Proceso de tratamiento de envases en el Ecoparque de La Rioja.
Proceso de tratamiento de envases en el Ecoparque de La Rioja.raquel manzanares (EFE)

En Los asesinatos de mamá, la divertida comedia negra de John Waters, Kathleen Turner, una madre perfecta y además asesina en serie, no soporta que su vecina no recicle y está dispuesta a matarla por no hacerlo, pero la presencia de dos empleados del servicio de basuras le impide llevar a cabo su plan en el último momento. Durante el juicio de la madre, la vecina testifica, pero la acusada destroza su reputación haciendo saber a la sala, en medio de la incredulidad general y un gran escándalo, que la vecina, efectivamente, no recicla.

El reciclado de la ciudadanía no va a salvar el planeta, pero es un indicador importante del grado de concienciación sobre las cuestiones del medioambiente. Hay una fuerte presión social hacia el reciclado, quienes no lo hacen, se exponen, como en la película, a la censura de los demás. De ahí que sea especialmente interesante indagar en las personas que admiten no reciclar, como se hace en el barómetro de abril de 40dB. para EL PAÍS y la Cadena SER. No son muchos, del orden del 15%, aunque en la vida real sean probablemente más. En la propia encuesta se observa que los/as propios/as entrevistados/as creen que los demás reciclan menos de lo que lo hacen ellos/as mismos/as: la gente cree que el 57% recicla poco o nada, pero cuando se les pregunta por su conducta individual, más del 70% declara hacerlo.

El examen de los no recicladores revela algunas tendencias interesantes. En primer lugar, mientras que no hay diferencias por género, sí las hay, y muy considerables, por edad. Los jóvenes reciclan mucho menos que los mayores (las diferencias entre los jóvenes de 18-24 años y los de más de 65 superan los 30 puntos porcentuales). En un principio, cabría pensar que los más jóvenes son quienes han desarrollado una mayor sensibilidad por los temas medioambientales, pero parece que pesa más el ciclo de la socialización: a medida que las personas cumplen años y se integran más en la sociedad, su conciencia cívica aumenta. Por eso también ocurre que los mayores acuden a votar con mayor frecuencia que los jóvenes.

En segundo lugar, los menos recicladores son los votantes de Vox y los abstencionistas. Estos últimos por falta de conciencia cívica: ni votan ni reciclan. En el caso de los primeros, los votantes de la extrema derecha, hay que tener en cuenta también la “rebeldía individualista”. Los votantes del PP se encuentran a medio camino entre los de Vox y los de los partidos progresistas. Si se produce la contaminación de los votantes conservadores por la extrema derecha, como sucede en otros ámbitos, la concienciación social podría verse mermada.

En tercer lugar, la encuesta muestra que no todo depende de la conciencia particular de la ciudadanía. Hay una desconfianza preocupante sobre el uso que se hace de los residuos y eso puede afectar, lógicamente, a las decisiones individuales. El 40% piensa que los residuos no se tratan adecuadamente en las plantas de reciclaje. Es un porcentaje muy elevado que las administraciones públicas deberían esforzarse en rebajar.

En cuarto lugar, no todas las personas declaran tener contenedores de reciclaje cerca: una cuarta parte no lo hace. Además, se detectan importantes diferencias territoriales: los municipios pequeños y algunas comunidades autónomas, como Andalucía y Castilla-La Mancha, están bastante peor dotadas que otras, como País Vasco y Navarra.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Por último, los/as entrevistados/as piensan que la reducción de los residuos y el reciclaje es tanto una responsabilidad ciudadana, como de las administraciones públicas y de las grandes empresas. No carguemos entonces todas las culpas sobre la sociedad civil.

Suscríbete para seguir leyendo

Lee sin límites
_
Tu comentario se publicará con nombre y apellido
Normas
Rellena tu nombre y apellido para comentarcompletar datos

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_