_
_
_
_

La situación de los incendios mejora en Asturias: solo se trabaja en tres focos activos

Este sábado se esperan lluvias débiles y un descenso de las temperaturas en la comunidad. Varias carreteras permanecen todavía cortadas

Dos bomberos trabajan esta pasada noche en la extinción de un incendio en Piedrafita, en AsturiasFoto: VINCENT WEST (REUTERS)
Nacho Poncela EFE
Oviedo | Madrid -

Respiro en los incendios que llevan varios días azotando Asturias. Todavía continúan activos 22 incendios, pero solo se trabaja en los concejos de Lena, Tineo y Villayón. El orbayu de las últimas horas y la previsión de lluvia no solo han sofocado las llamas, sino que se ha decretado el paso del Plan Especial de Protección Civil por incendios forestales del Principado de Asturias (Infopa) en su fase de emergencia a situación 1. Así lo ha asegurado este sábado el gerente del Servicio de Emergencias del Principado de Asturias (SEPA), Óscar Rodríguez, en una comparecencia junto al presidente del Principado, Adrián Barbón, para informar sobre la evolución de la oleada de fuegos, que ha afectado sobre todo a la zona occidental y ha obligado a evacuar a cerca de 400 personas.

Tras mantener una videoconferencia con 40 alcaldes, Barbón ha mostrado su impresión sobre la situación en los diferentes municipios: “Es muy duro ver al alcalde del concejo de Valdés romper a llorar. Nos ha dicho que para su concejo es volver 25 años atrás porque se han perdido muchas infraestructuras”. Barbón ha vuelto a afirmar que los incendios han sido “premeditados”, y que los autores deben pagarlo “con toda la fuerza del Código Penal”. “Pudo haber cientos de muertos a lo largo de estos días”, ha dicho.

Para el presidente de Asturias, la forma de provocar los fuegos responde a “una estrategia organizada, que persigue provocar el mayor daño que ha puesto en peligro a los vecinos y a los equipos de extinción”. “Ha sido muy grave, han podido morir cientos o miles de personas, como en Lisboa o California”, ha insistido. Sobre el tipo de daño y lo que se busca con estas acciones, Barbón ha dicho que es algo que aún se desconoce: “Teorías hay para todos los gustos, pero debemos esperar a datos concretos de las investigaciones”.

Las llamas han provocado la quema de construcciones, como hórreos y cuadras, y el corte de carreteras ―entre ellas la A-8 durante 12 horas― si bien no se ha quemado ninguna casa habitada. La Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) prevé lluvias débiles en todo el territorio para este sábado, que se intensificarán durante la segunda mitad de la jornada, con más probabilidad en la mitad oriental, y descenso de las temperaturas. Unas condiciones que deberían facilitar las tareas de extinción.

La situación meteorológica fue peor el jueves y el viernes, ya que en varios momentos se cumplió la regla del 30-30-30: zonas con más de 30° de temperatura, menos de un 30% de humedad relativa y viento superior a los 30 kilómetros por hora. En este contexto, el fuego se propaga con facilidad y se complican las tareas de lucha contra el fuego.

La información es la primera herramienta contra el cambio climático. Suscríbete a ella.
Suscríbete

Durante la pasada noche y a lo largo de la mañana del sábado, los efectivos de extinción de la peor ola de incendios en el Principado desde 2017 han trabajado en los focos del concejo de Allande; en La Plata, en Castrillón; en Aballe, en Parres; en Balmori, en Llanes; en Bustefollado, en Villayón; y en Caborno, Merás, Riospinoso y Aldín, en Valdés.

Los efectivos de la Unidad Militar de Emergencias (UME) desplazados el viernes a Oviedo para colaborar en la extinción del incendio en el monte Naranco han sido desmovilizados tras ser desactivado el foco.

Esta jornada permanecían cortadas al tráfico las carreteras AS-351, entre Almuñas y Merás; la AS-366, entre Brieves y Merás; y la CO-4, entre Covadonga y Los Lagos. La virulencia del fuego, que ha comprometido especialmente al occidente de la comunidad y ha obligado a la evacuación de 375 personas, ha llevado al Gobierno del Principado a plantear la declaración como zona catastrófica.

El viernes, el presidente del Principado, los miembros de su Gobierno y los alcaldes de los concejos afectados insistieron en la idea de que los fuegos habían sido provocados. “No sabemos cuál es el fondo, pero evidentemente es una oleada de incendios provocados que no tiene precedentes”, dijo Alejandro Calvo, consejero de Medio Rural y Cohesión Territorial del Gobierno asturiano. “Hay un auténtico terrorismo porque no se puede explicar de otra manera por qué se ha incendiado el [monte] Naranco, tan cerca de Oviedo”, apuntó Barbón.

La Fiscalía Superior de Asturias ha abierto diligencias. Las Brigadas de Investigación de Incendios Forestales (BRIPA), una vez concluyan los trabajos de extinción, remitirán al ministerio público los informes técnicos sobre las causas de los incendios para determinar si han sido intencionados. Las diligencias de investigación que abrirá la fiscal delegada de Medio Ambiente, María Esperanza González Avella, intentarán esclarecer las causas de los fuegos. Los posibles autores podrían enfrentarse a penas que van desde uno hasta los 20 años de prisión si ha habido riesgo para la integridad física de las personas.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_