Agosto comienza con una posible tercera ola de calor, pero “menos intensa que las anteriores”

Las altas temperaturas vuelven a apretar en el ecuador de la canícula: aviso naranja en nueve provincias

Dos chicas con abanico este lunes en Sevilla. Foto: PACO PUENTES | Vídeo: EPV

Agosto se estrena este lunes con la continuación de un episodio cálido que probablemente será considerado una nueva ola de calor, la tercera del verano, aunque, eso sí, se espera que sea “menos intensa y extrema que las dos anteriores”, explica el portavoz de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), Rubén del Campo. “Es posible que desde el pasado domingo hasta, al menos, el miércoles o el jueves, se superen los umbrales de intensidad, persistencia y extensión necesarios para poder catalogar este episodio como ola de calor”, detalla el meteorólogo.

La primera ola del verano, que comenzó el 11 de junio y duró hasta el 18, fue la más temprana sufrida en España desde 1975, empatada con la de junio de 1981, así como la segunda más extensa al afectar a 38 provincias, también empatada con la de julio-agosto de 2003. Pero la segunda ola, la de mediados de julio, fue la que considerablemente peor, al ser la más intensa de la historia documentada y la tercera más larga y extensa. No obstante, esta segunda ola está siendo analizada con mayor detalle por Aemet, ya que entre el jueves y el martes pasado se produjo otro episodio de altas temperaturas muy fuerte, que estuvo en la frontera, “al límite”, de ser a priori una nueva ola de calor. Es que es posible que, una vez se revisen los datos, la ola de julio, que empezó el 9 y se dio por terminada el 18, en realidad haya continuado hasta el día 26.

Este domingo, último día de julio, se superaron los 40° en los valles del Miño, Tajo, Guadiana y Guadalquivir, con hasta 42,5° de Montoro (Córdoba) y 42,3° en El Granado (Huelva), resume Del Campo, para subrayar que la madrugada fue muy calurosa, “especialmente en la costa del Mediterráneo, cuyas aguas superficiales están muy cálidas ―entre 27° y 29°, es decir, entre 3° y 4° por encima de lo normal―, impidiendo que por la noche refresque demasiado”. En San Javier (Murcia), la mínima fue de 27,7°, en Marbella (Málaga) de 27°, y en Benidorm (Alicante) de 26,1°.

Y agosto comienza como terminó julio. “Las temperaturas continuarán subiendo este lunes y el martes, y, aunque habrá descensos a partir del miércoles o jueves, el ambiente cálido persistirá en buena parte de la semana. ”En amplias zonas del interior de la mitad norte, y también en puntos del centro y del sur, los valores llegarán a estar entre 5° y 10° por encima de lo normal para esta época del año”, destaca el experto.

Durante todo el episodio, se superarán los 40° en los valles del Tajo, el Guadiana y el Guadalquivir, y habrá noches tropicales ―cuando los termómetros no bajan de 20°― en amplias zonas del Mediterráneo, la cuenca del Ebro, zona centro y mitad sur peninsular, así como noches tórridas ―con mínimas de °25° para arriba― en puntos de la costa mediterránea, con una acusada sensación de bochorno por la alta humedad. También se esperan noches tórridas en puntos del interior, sobre todo de Andalucía, Castilla-La Mancha, Comunidad de Madrid y Extremadura. Además, se formarán nubes de evolución, que darán lugar a tormentas por la tarde, especialmente en áreas de montaña del norte, el centro y el este de la Península. Esas precipitaciones pueden extenderse a zonas llanas y ser localmente fuertes y estar acompañadas de rachas intensas de viento y de granizo.

Para empezar, este lunes, cuando se cumple el ecuador de la canícula ―que en España va del 15 de julio al 15 de agosto― las temperaturas llegarán a 37°/38° en amplias zonas del interior peninsular, y a 40°/42° en zonas de Andalucía, Extremadura y oeste de Castilla-La Mancha. Habrá tormentas que podrán ser localmente fuertes e ir con granizo en el entorno del Pirineo aragonés y catalán, que pueden alcanzar a zonas próximas y llegar al sur de Aragón, este de Castilla-La Mancha e interior de Castellón y de Valencia.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Así, este lunes, la canícula, que en España va del 15 de julio al 15 de agosto, llega a su ecuador con nueve provincias de Andalucía, Castilla-La Mancha, Castilla y León y Galicia bajo aviso naranja ―el segundo de una escala de tres por altas temperaturas, mientras que el nivel es amarillo ―el más bajo― en Aragón, Baleares, Cataluña, Madrid, Navarra y La Rioja.

Las temperaturas subirán el martes en el norte y el este peninsular, así como en Baleares. El ambiente será muy caluroso en prácticamente todo el país, con 37°/38° en la mayor parte de la Península y 35°/36° en Mallorca. Los cielos estarán despejados por la mañana, aunque se esperan chubascos y tormentas vespertinas en el centro y este peninsular que, de nuevo, pueden ser localmente fuertes, con rachas intensas de viento y con granizo. Almería, Barcelona, Cáceres, Madrid y Toledo tendrán una noche tórrida con al menos 25°. Durante el día, Badajoz, Córdoba y Toledo superarán los 40°.

El miércoles, las temperaturas bajarán en el norte y en el oeste, pero subirán algo en el Mediterráneo. Los termómetros marcarán más de 35° en buena parte de la mitad norte y Baleares, 37°/38° en el centro y el sur, y al menos 40° en Tajo, Guadiana y Guadalquivir. La madrugada será tropical en el Cantábrico y tórrida en puntos de la costa mediterránea y del centro y sur de la Península. Por la tarde, tormentas localmente fuertes en los entornos de los Pirineos y el sistema Ibérico.

A partir del jueves, los cielos estarán nubosos en el Cantábrico, donde podrían aparecer lloviznas, y se seguirán formando tormentas localmente fuertes en zonas montañosas del centro y este de la Península. En general, las temperaturas seguirán siendo altas para la época durante la segunda mitad de la semana, especialmente en la mitad norte peninsular, aunque iniciarán una tendencia ligeramente descendente a partir del miércoles o del jueves.

En Canarias, predominará el ambiente caluroso durante buena parte de la semana, especialmente en Lanzarote, Fuerteventura, Tenerife y Gran Canaria. En medianías orientadas al sur de esta última isla podrán superarse los 35°/37°. Soplarán alisios con intensidad en zonas expuestas a estos vientos, que arrastrarán algo de nubosidad.

¿Por qué se llama canícula?

EL PAÍS

La canícula define el periodo del año en el que tradicional y estadísticamente hace más calor en España. Ese periodo abarcaba generalmente desde el 15 de julio al 15 de agosto, donde los italianos celebran el ferragosto. La Real Academia de la Lengua explica que se trata del tiempo "en que Sirio, la estrella más brillante de la constelación del Can, aparece junto con el Sol y que antiguamente coincidía con la época más calurosa del año en el hemisferio norte". En la antigüedad se pensaba que cuando Sirio, "la estrella abrasadora", sumaba su calor al que venía del solo se registraba el estadio más caluroso y con menos lluvias del año. Sirius (o Sirio), también conocida como Alfa del Can Mayor, situada en esta constelación, es la estrella más brillante del cielo nocturno vista desde la Tierra y la quinta estrella más cercana al Sol.


Sobre la firma

Victoria Torres Benayas

Redactora de la sección de Madrid, también cubre la información meteorológica. Licenciada en Periodismo por la Universidad de Navarra, cursó el máster Relaciones Internacionales y los países del Sur en la UCM. En EL PAÍS desde el año 2000, donde ha pasado por portada web, última hora y redes, además de ser profesora de su escuela entre 2007 y 2014.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS