'Caso del espionaje a Bárcenas'

Los ‘whatsapps’ del ex ‘número dos’ de Interior sobre el ‘caso Kitchen’: “Si gobernamos, la jodienda de los fiscales puede cambiar”

Las conversaciones de cinco años reflejan la existencia de operaciones policiales ajenas a cualquier control judicial y preocupación cuando Anticorrupción impulsó la detención del comisario Villarejo. Francisco Martínez, a los periodistas: “Bárcenas y el PPP (Puto PP) me importan un bledo”

El exministro del Interior Jorge Fernández Díaz y el que fuera su secretario de Estado de Seguridad, Francisco Martínez, en el Congreso.
El exministro del Interior Jorge Fernández Díaz y el que fuera su secretario de Estado de Seguridad, Francisco Martínez, en el Congreso.Europa Press

El 13 de marzo de 2020, un día antes de que el Gobierno decretase el estado de alarma en España por la pandemia, policías de la Unidad de Asuntos Internos entraron en el domicilio de Francisco Martínez, ex secretario de Estado de Seguridad del Ministerio del Interior. Los agentes copiaron y grabaron en dos pendrives de 32 gigas de capacidad la información contenida en el teléfono móvil de Martínez. Cinco semanas después del registro, la Unidad de Asuntos Internos entregó al juez un informe de 262 páginas con diversos análisis donde la policía analizaba algunas de las conversaciones mantenidas por Martínez desde 2013 hasta 2019 relacionadas con una operación policial, conocida como Operación Kitchen, para espiar sin mandato judicial al extesorero del PP, Luis Bárcenas, e intentar sustraerle documentación comprometedora para dirigentes del partido en el Gobierno. Martínez, número dos de Interior entre enero de 2013 y noviembre de 2016, y su jefe, Jorge Fernández Díaz, ministro del Interior durante aquellos años, están imputados por esta operación policial ejecutada a espaldas del juez que investigaba al extesorero del PP.

Las comunicaciones de quien fue secretario de Estado de Interior, Francisco Martínez, a través de su teléfono móvil, reflejan la existencia de operaciones policiales secretas, ajenas a cualquier control judicial y dirigidas por comisarios veteranos así como situaciones de extrema preocupación cuando la Fiscalía Anticorrupción destapó las oscuras maniobras dirigidas desde el Ministerio del Interior o impulsó la detención del comisario José Manuel Villarejo. Lo que sigue es un resumen del informe elaborado por la Unidad de Asuntos Internos de la Policía Nacional tras examinar el contenido de los mensajes de whatsapps enviados y recibidos por Francisco Martínez durante cinco años, desde comienzos de 2015 hasta marzo de 2020, cuando se produjo el registro de su domicilio.

La operación policial secreta para espiar y sustraer documentación a Bárcenas y su familia se llevó a cabo entre junio de 2013 y junio de 2015. Los pagos de fondos reservados al principal confidente de la operación, Sergio Ríos, chófer de la familia Bárcenas, se hicieron entre esas dos fechas, según la documentación incorporada a la investigación del caso. La Unidad de Asuntos Internos aclara que la información obtenida del teléfono móvil de Martínez solo comprende los meses finales de la Operación Kitchen, pero nada relacionado con el año 2013, “cuando tienen lugar la planificación de la operación, la captación de Sergio Ríos como colaborador, las vigilancias y seguimientos sobre la familia de Bárcenas y la ejecución de volcados de teléfonos”.

Febrero de 2015. Cracovia, escondite del dinero de Bárcenas.

El comisario Enrique García Castaño, uno de los principales autores de la Operación Kitchen, informa al secretario de Estado, Francisco Martínez, sobre el lugar donde supuestamente Bárcenas esconde su dinero (una información que nunca se demostró cierta).

Comisario García Castaño. El dinero, en Antillas Holandesas y en Cracovia, donde tiene un negocio con Sánchez Lázaro.

Ex secretario de Estado. ¿Cuánto?

Comisario García Castaño. No lo sabe el hermano, si sabe que ya le ha pedido dinero tb.

Año y medio después, García Castaño, volvería sobre esta idea al hablar por Whatsapp con Martínez.

Comisario García Castaño. Por cierto Bárcenas quiere que no le toquen lo que le queda de su dinero, lo tiene en Cracovia y Canadá. Con testaferros.

Ex secretario de Estado. Cracovia¡ Vaya sitio…¡

Comisario García Castaño. Quién investiga ese sitio?

Ex secretario de Estado. Villarejo?

Comisario García Castaño. Jaaaaaa. Cracovia es la capital del voivodato de Pequeña Polonia y una de las ciudades más grandes, antiguas e importantes de Polonia. Wikipedia. Y muy turística.

Ex secretario de Estado. Si, si. Yo he estado…pero mira q tener la pasta ahí..

Comisario García Castaño. Iba mucho también a Canadá. En sus notas tiene los mejores restaurantes de ambos sitios. Es que tú y yo somos pobres, ya te dejaré su agenda que es mejor que la guía michelín. Creo te la di…

Ex secretario de Estado. No me la diste… Y me tienes que dar lo otro…y lo del chinito.

Sentencia del ‘caso Gürtel’. Mayo de 2017. La venganza del tesorero

El ex secretario de Estado comenta con el comisario Enrique García Castaño, alias El Gordo, la sentencia de la Audiencia Nacional sobre el caso Gürtel que condenó a Bárcenas a 29 años de prisión y a su mujer, Rosalía Iglesias, a 13 años.

Enrique García Castaño. La venganza de Garzón. Y espera la reacción de Bárcenas por lo de su mujer

Ex secretario de Estado. ¿Bárcenas juró venganza por lo de Rosalía?

Enrique García Castaño. Pregunta a los periodistas.

Ex secretario de Estado. ¿Y qué tiene? ¿Qué puede hacer?

Enrique García Castaño. Pues joder a Rajoy y a más de uno

Ex secretario de Estado. ¿Pero tiene material explosivo?

Enrique García Castaño. Lleva tanto tiempo amenazando. A ver qué le queda.

Ex secretario de Estado. Lo que no haya usado ya…

La conversación se produce tres años después de que el Ministerio del Interior, donde Martínez era el segundo jefe tras el ministro, Jorge Fernández Díaz, pusiera fin a una operación policial de espionaje ilegal a Bárcenas y su familia para sustraerle documentación que pudiera implicar al Gobierno en el caso de la financiación ilegal del PP que investigaba la Audiencia Nacional.

Las confidencias del asesor de Cospedal

En junio de 2015, en plena Operación Kitchen, el entonces secretario de Estado de Seguridad, Francisco Martínez, conversa con Andrés Gómez Gordo, un inspector de policía que Dolores de Cospedal se llevó como director general al Gobierno de Castilla-La Mancha y que fue clave en la Operación Kitchen. Gómez Gordo fue la persona que captó al chófer de Bárcenas, Sergio Ríos, al que apodaban El Coci, como confidente de la policía a cambio de un salario mensual de 2.000 euros pagado con fondos reservados.

Inspector Gómez Gordo. Se me pasó decirte que ayer se confirmó que El Coci ha aprobado. Hoy se ha visto con el del hotel en la planta -2 del garaje de calle Ayala. L quiere que para septiembre haga de testigo de los seguimientos, duda de él pero sobre todo de Sepúlveda. Estaba muy cabreado por lo del juicio de lo laboral. Un saludo.

Ex secretario de Estado. ¿Cabreado con intención de hacer daño?

Inspector Gómez Gordo. No puede. Lo intenta con los periodistas pero ya no le hacen caso sin pruebas. Le queda Marisa Gallero y poco más. Lo de la grabación lo pensaba utilizar para la negociación del juicio pero… Del Coci no se fía. El martes durmió en el domicilio donde hizo el intercambio del famoso cuadro??? Dice que para que no le viera salir la prensa para ir al juzgado.

El chófer de Bárcenas logró plaza como policía nacional tras aprobar la oposición. Cuando el diario Público contó la noticia, Gómez Gordo escribió a Francisco Martínez.

Gómez Gordo. Jorobas, acaba de salir. Sale que entra en la poli.

Ex secretario de Estado. Lo he visto…de todo lo que podía salir no me parece lo peor, la verdad…

El secretario de Estado sobre Villarejo. Habla de putas La Tacones.

En noviembre de 2015, El Español publica la Operación Kitchen bajo el título Policías se apoderaron de papeles de los Bárcenas que no entregaron al juez. Cuando un periodista de otro medio intenta averiguar qué hay de cierto en la noticia y escribe al secretario de estado, Francisco Martínez, este le miente.

Periodista. ¿Qué opinas del asunto Bárcenas y El Español?

Ex secretario de Estado. Caca…no entres, es un pufo.

Periodista. Lo sé. Paso. Pero no sé a qué juegan

Ex secretario de Estado. Ni yo, pero es todo una trola usada como arma de guerra del uno contra el otro. Ni robo, ni rabo, ni Kitchen, ni pollas. Pues vaya información… si es una cacorra de papela a mano escrito por Rosalía. Menudo “documento”…

Periodista. Mañana cuenta Pedro J que el ministro negoció con Bárcenas.

Ex secretario de Estado. Eso es mentira. Totalmente falso.

Periodista. Ya imagino. Y Villarejo diciendo que se daban órdenes ilegales…

Ex secretario de Estado. Habló de putas La Tacones.

García Castaño: “Las notas mencionan a todos, Rajoy, Arenas, Cospedal….”

Los documentos robados a Bárcenas preocupan al secretario de Estado, que escribe al comisario Enrique García Castaño, que colaboró en el robo de documentos al extesorero del PP.

Ex secretario de Estado. ¿Qué sabes de esto?

Comisario García Castaño. Son papeles viejos con recibís de Arenas y otros, nada nuevo.

Ex secretario de Estado. Entiendo que no son recibís firmados por Arenas sino un manuscrito de Bárcenas diciendo que les pago esas cantidades, verdad?

Comisario García Castaño. Una agenda con notas que me dicen son del verano de 2013, o sea montaje, puede escribir lo que le dé la gana, pero es más de lo mismo, lo grave es que sale de Marcelino y no sé por qué quería dárselo a Público.

Ex secretario de Estado. A quién mencionan esas notas?

Comisario García Castaño. A todos, Rajoy, Cospedal, Arenas, el propio Bárcenas les dijo que no quería líos.

Ex secretario de Estado. Pues menos mal que no quería líos.

Comisario García Castaño. Me dicen que es un manuscrito hecho por la mujer de Bárcenas anotando los documentos que tienen contra el PP. O sea que se puede desmontar fácilmente...

Ex secretario de Estado. Sería muy bueno saber por dónde van los tiros mañana…

Comisario García Castaño. La mujer dice que tiene mensajes de su marido con el ministro del Interior. Le pedía que dijera que él no era Luis el Cabrón.

La amenaza del comisario García Castaño: “¿Y si saco el pendrive de Bárcenas?”

Al comisario García Castaño le quitó de su puesto el nuevo ministro del Interior Juan Ignacio Zoido. Y García Castaño escribió en marzo de 2018 a Francisco Martínez para quejarse y amenazar…

Comisario García Castaño. ¿Y si saco el pendrive de Bárcenas qué pasa?

Ex secretario de Estado. Lo peor es lo de tu mujer. Lo siento mucho. Intenta buscar algo fuera. Nos matarán a todos??

Comisario García Castaño. A casi todos. López del Hierro se cabreó hoy porque siguen sin dar la cara conmigo como no espabile el PP le van a dar la del pulpo, aunque me dice un amigo de Susana que primero se matarán entre ellos…

Ex secretario de Estado. Si, eso es muy probable.

Comisario García Castaño. Me encontré con la Cospe y su marido. Me dijeron que el tema se tenía que haber arreglado ya. Que hablaría conmigo. Según el Secretario de Estado ya dio orden que me cambiaran y de forma clandestina volviera a montar el tema catalán. No sé si fiarme.

Ex secretario de Estado. Yo ya no me fío de naiden

Nervios por la detención de Villarejo: “Tómate un alprazolam”

El día de la detención del comisario José Manuel Villarejo (3 de noviembre de 2017), Francisco Martínez manifiesta su preocupación en el intercambio de mensajes con su pareja.

Ex secretario de Estado. Estoy super nervioso, amor.

Pareja. Mi vida, todo va a estar bien¡¡¡¡ Estoy segura.

Ex secretario de Estado. Estoy en casa, pero no me concentro.

Pareja. Tomate medio alprazolam. Te va a venir bien. Esto no tiene nada que ver contigo.

La preocupación crece ese día, y Martínez llama a José Antonio Nieto, la persona que le ha sustituido en el cargo de secretario de Estado de Seguridad del Ministerio del Interior.

Ex secretario de Estado. José sobre lo que hablamos, creo que puede ser demoledor si no se “encapsula”.

José Antonio Nieto. Totalmente de acuerdo. Ese es el objetivo y de lo que quería conocer tu opinión. En cuanto pueda (hable con el ministro) te llamo y buscamos un momento.

Ex secretario de Estado: “Si no fuera por V.[Villarejo] yo tendría opciones de entrar en el Gobierno de Casado”

El 25 de septiembre de 2018, cuando empiezan a hacerse públicas algunas de las grabaciones de Villarejo, que lleva casi un año en la cárcel, Martínez habla con su pareja sobre las noticias que se publican.

Ex secretario de Estado. He estado hablando un rato con Cospedal. Dice que V [Villarejo] ha comido con media España. Que a ella le da igual lo que salga porque todo lo que habló con él era por el bien del Estado. Pero tiene cara de preocupada claro.

Pareja. Y tú le has contado?

Ex secretario de Estado. No hace falta que le cuente porque ella sabe de sobra lo que hay.

En noviembre de 2018, diversos medios cuentan la investigación abierta en la Audiencia Nacional sobre la Operación Kitchen. El 19 de febrero de 2019, Francisco Martínez habla con el policía Pedro Agudo, que estuvo destinado en Italia y coincidió cinco años con el juez Manuel García Castellón.

Ex secretario de Estado. Habla con Manolo [García Castellón] para que cierre esa mierda.

Policía Pedro Agudo. Jaaa. Lo hará.

Ex secretario de Estado. Si no fuese por tema V yo tendría buenas opciones en un gobierno de Casado.

Policía Pedro Agudo. Seguro. Pero esto acabará.

Ex secretario de Estado. Eso es lo que tengo que agradecerle a V y a quienes me pidieron tratar con el.

Policía Pedro Agudo. Mala suerte también. Imagina lo que aprendiste.

Ex secretario de Estado. Espero que antes del 23 de mayo le den un empujón a la pieza y si gobernamos la jodienda de los fiscales puede cambiar. También creo que el asunto después de elecciones perderá interés y más para los que estamos afuera…digo yo.

La petición de ayuda a Mariano Rajoy

El 24 de marzo de 2018, el ex secretario de Estado sabe que no irá en las listas y escribe a Mariano Rajoy: “Por razones que conoces, he pasado de ser alguien valioso para el partido a ser apartado como una especie de apestado. Creo que no es justo y que no me lo merezco. Tanto tu Gobierno como el partido solo han tenido lealtad y compromiso por mi parte en momentos muy difíciles. Creo que no me merezco que me dejen tirado en estas condiciones. Nadie me ha llamado y solo pido que el partido me ayude en este momento, con la fórmula que sea (si no puede ser el Congreso, que sea el Senado, Asamblea de Madrid etcétera). Creo que tú sabes que he sido leal y he trabajado con enorme coste personal. Soy muy consciente que no es tu decisión, pero quería compartirlo contigo y pedirte ayuda, en la medida de tus posibilidades y con mi agradecimiento por delante”.

No obtuvo respuesta. Y al día siguiente escribió al secretario general del PP, Teodoro García Egea: “Quedarme tirado y marcado como un corrupto por los míos me hace un daño irreparable. Hay opciones de las que podíamos haber hablado. Yo soy comprensivo, leal y comprometido. Precisamente por eso me he metido en este lío. Por lealtad al partido, a Jorge Fernández y a Mariano Rajoy. La misma que os tendría al presidente y a ti”.

“Nos purgan a nosotros pero siguen en las listas los que aparecen en los papeles de Bárcenas”

El 22 de marzo de 2019, Martínez vuelve a mensajearse con el policía Pedro Agudo.

Ex secretario de Estado. Tiene cojones que nos purguen a nosotros por, supuestamente, según la prensa, robarle documentos a Bárcenas (todavía no sabemos cuáles, por cierto…) y sigan en las listas los que aparecen en los papeles de Bárcenas o los que recibieron regalos de Correa y su trama… curioso, no??

Policía Pedro Agudo. Eso es innegable. Ese argumento es incontestable.

Ex secretario de Estado. Pues es así, siguen Pío García Escudero, Matarí, Vera… todos ellos salen en los papeles.

Pedro Agudo. No tiene sentido.

Ex secretario de Estado. Y el nuevo referente ético. Aznar. Precisamente el que llevó a Correa de chaqué a la boda de la Niña.

El 9 de junio de 2019, Francisco Martínez habla con un periodista y se queja de la versión que Enrique García Castaño ha dado sobre la Operación Kitchen.

Ex secretario de Estado. Alguien quiere que yo sea el chivo expiatorio. No he visto a Bárcenas en mi vida ni he tenido jamás relación con el PP hasta enero de 2017 (en que me afilié como afiliado de base). Sinceramente, Bárcenas y el PPP (puto PP) me importan un bledo. Como habrás visto en El mundo, la estrategia es hacer un sándwich entre Cosidó que no sabía nada y el hijo puta de Jorge, que no solo va diciendo que no sabía nada sino que encima deja caer el mensaje de que “no habría autorizado” nada… cuando obviamente es el origen de todos los líos… ahora va de víctima y dice que yo manejaba el ministerio a sus espaldas. Precisamente yo, el único que tiene vida fuera del partido y que no he hecho más que palmar dinero. El Gordo, otro fenómeno…te vende cada día tres motos y luego dice que a él se lo ordenaron. Tiene cojones¡¡¡¡

El exministro del Interior, Jorge Fernández Díez, asegura en julio de 2019 que no sabe nada de la Operación Kitchen: “No tengo ni tuve conocimiento. Me estoy enterando ahora. No me consta para nada”. Martínez escribe entonces a quien fue jefe de prensa del ministerio del Interior y le comenta las palabras del exministro.

Ex secretario de Estado. Esta en campaña el muy cabrón. Tu crees que se puede tener tan poca vergüenza??? Tendrá que ir corriendo a confesarse… Está haciendo lo mismo que con las grabaciones. Pero esta vez SÍ se va a arrepentir. Ni se imagina la que le espera.

Martínez se refiere a las grabaciones en el despacho del ministro del Interior con el jefe de la Oficina Antifraude de Cataluña. Aunque Jorge Fernández ordenó grabar las conversaciones, cuando éstas se hicieron públicas denunció que alguien le había grabado y que eso era especialmente grave. Dos años después, escribió un libro en el que recuperó la memoria y Fernández confesó que él mismo había dado la orden de que se grabaran las conversaciones.

“No he vuelto a hablar con Jorge Fernández. Su actitud es cobarde y ruin”

En septiembre de 2019, Martínez vuelve a mensajearse con su ex jefe de prensa en el ministerio y le confiesa su decepción.

Ex secretario de Estado. La jugada traicionera del Gordo me pareció infumable, pero casi me molestó más la actitud cobarde y ruin de JFD, con quien no he vuelto a hablar desde entonces (y pretendo no volver a hacerlo).

Durante los últimos meses, Francisco Martínez se mensajea de manera compulsiva con quien fue Director Adjunto Operativo de la policía, Eugenio Pino, para interesarse por los movimientos de Enrique García Castaño, el comisario que ha declarado al juez que toda la Operación Kitchen la hizo a las órdenes del secretario de Estado, a quién facilitaba la información que conseguía a través de un ordenador portátil que se compró expresamente para esa función. Pino siempre tranquilizaba a Martínez y atribuía a los fiscales anticorrupción las maniobras de filtraciones de información para perjudicar al secretario de Estado de Seguridad.

Lo más visto en...

Top 50