Urkullu propone un modelo de gobernanza colaborativa para salir “juntos de la crisis”

El lehendakari advierte de que tendrá que seguir tomando decisiones excepcionales

EL Lehendakari, Iñigo Urkullu, en su discurso de fin de año.
EL Lehendakari, Iñigo Urkullu, en su discurso de fin de año.MIkel Arrazola / Europa Press

“Difícilmente llegará lejos quien quiera caminar solo”. El lehendakari, Íñigo Urkullu, ha emplazado a todos los partidos de la oposición, instituciones y al Gobierno central, a desplegar un “esfuerzo corresponsable” para salir “juntos adelante”, porque este “no es el momento de perder energías en disputas estériles”. En su tradicional mensaje de fin de año tras un 2020 marcado por la crisis económica, social y sanitaria provocada por la covid, Urkullu ha advertido ha propuesto una “gobernanza colaborativa” y estabilidad institucional para salir adelante con “humildad, empatía, cercanía y equilibrio”. “No hay atajos ni fórmulas mágicas” para afrontar una crisis, que ha calificado de “inédita y muy grave”.

Urkullu, cuyo discurso ha sido criticado por todos los partidos salvo por el PNV y el PSE, socios de Gobierno, ha recordado a todas las personas muertas en la pandemia y a los dos trabajadores que acabaron sepultados en el vertedero de Zaldibar el pasado febrero, Alberto Sololuze y Joaquin Beltrán y ha mostrado un sincero agradecimiento a todos los profesionales que han dado “lo mejor de sí mismos” a lo largo de esta crisis.

“No ha sido fácil ni sencillo. Lo reconozco”, ha añadido Urkullu, quien ha asegurado que han tenido que adoptar “decisiones excepcionales”, algo que van a tener que seguir haciendo. El lehendakari ha reconocido que se han podido “equivocar”, pero también ha precisado que ha tratado de rectificar “cuanto antes”. Ha remarcado que aunque hay vacuna frente a la covid, lo que es motivo de “esperanza”, la tarea “no ha concluido”. “El virus sigue activo, sigue siendo muy grave y letal. Tenemos que mantener el pulso y la tensión. No debemos echar por tierra todo el trabajo realizado”, ha subrayado.

En su opinión Euskadi tiene preparados los recursos necesarios para la vacunación pero ha advertido que se van a necesitar “muchos meses para llegar a todas la personas”. “Debemos actuar con humildad. No hay atajos ni fórmulas mágicas. No es el momento de perder energías en disputas estériles”, ha afirmado Urkullu, quien ha dicho que las “prioridades están claras”.

En este sentido ha añadido que Euskadi “está en marcha”, que los objetivos son reforzar el sistema de salud, garantizar la educación, atender a las personas más necesitadas, reactivar la economía, apoyar a los sectores más afectados y recuperar el empleo. “Vamos a trabajar por estabilizar y gestionar la pandemia, reforzando el sistema sanitario público y garantizando el derecho a la educación del alumnado. Vamos a colaborar en la recuperación de la economía y el empleo, protegiendo a los colectivos que más sufren las consecuencias económicas de la pandemia”, ha remarcado Urkullu.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50