juan carlos I

El Rey aborda con las autoridades de Baleares la crisis económica por la covid

La presidenta regional no aclara si han abordado la situación de Juan Carlos I: “Aunque hubiéramos hablado, no lo trasladaría”

El rey Felipe VI, la reina Letizia, la princesa Leonor y la infanta Sofia, ayer en las calles de la localidad de Petra, en Mallorca. En vídeo, los reyes de España se encuentran con Francina Armengol. FOTO: FRANCISCO UBILLA / VÍDEO: EUROPA PRESS

Felipe VI reapareció este lunes en Mallorca con una agenda de reuniones con las autoridades de Baleares, una semana después de que la Casa del Rey comunicara la marcha de España de su padre, Juan Carlos I, en plena polémica por sus cuentas en Suiza. El Monarca se reunió con responsables autonómicos y locales, quienes se centraron en explicarle la gravedad de la crisis económica derivada de la pandemia. No hubo comentarios sobre el rey emérito.

Felipe VI comenzó la jornada con las audiencias a las principales autoridades de las islas en el palacio de La Almudaina. El mutismo sobre la situación de su padre dejó todo el protagonismo a la crisis económica derivada de la pandemia por coronavirus y la situación sanitaria. La presidenta balear, la socialista Francina Armengol, no desveló si trató con el Rey la situación de Juan Carlos I. “Vengo como presidenta de Baleares. Mi preocupación son los ciudadanos y le he transmitido la complejidad de la situación económica y social. Sobre todo lo demás debe dar explicaciones la Casa del Rey; no me toca a mí”, señaló Armengol, preguntada sobre si la situación del rey emérito se había tocado en la conversación.

La presidenta fue clara y no quiso desvelar si ha habló con Felipe VI sobre la situación de Juan Carlos I, que la semana pasada anunció su marcha al extranjero tras las investigaciones sobre la presunta ilicitud de su fortuna y para no perjudicar la labor de su hijo. ”Aunque hubiéramos hablado de esto no lo trasladaría, las opiniones que puedan suceder corresponden a la Casa Real”, insistió la mandataria regional, quien se mostró agradecida por la presencia de los Reyes en la isla este verano. El jefe del Estado se reunió también con el presidente del Parlamento balear, Vicenç Thomàs; con la presidenta del Consell de Mallorca, Catalina Cladera, y, por videoconferencia, con el alcalde de Palma, José Hila (todos ellos también del PSOE), quienes tampoco quisieron aclarar si se había abordado en las conversaciones la situación del exjefe del Estado.

Por la tarde, los Reyes y sus hijas —la infanta Sofía con una muleta tras un accidente por el que tuvo que recibir cinco puntos— se desplazaron al municipio de Petra para visitar la casa natal y el museo dedicado a fray Junípero Serra (1713-1784), fraile franciscano fundador de las misiones en América y canonizado en 2015 por el Papa. La visita quería poner en valor la figura del fraile, cuyas estatuas en San Francisco y Los Ángeles han sido atacadas en las últimas semanas por manifestantes que lo consideran una figura colonizadora y racista. En su recorrido los Reyes estuvieron acompañados por la ministra de Educación, Isabel Celaá. Un periodista lanzó al aire una pregunta sobre el lugar en que se halla Juan Carlos I, pero el jefe del Estado pasó de largo sin contestar.

Durante la visita, varios grupos de personas se concentraron en los extremos de las estrechas calles para mostrar su apoyo a la Monarquía con banderas de España y entre vivas al Rey. Otro grupo más pequeño, de unas 40 personas, protestaba con cazuelas contra la presencia de Felipe VI, que se encontraba en una travesía algo más alejada. Los Reyes continúan este martes con su agenda de actividades y visitarán por la mañana el proyecto socioeducativo Naüm en el barrio de Son Roca de Palma. Mañana, Felipe VI recibirá en audiencia al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en el palacio de Marivent, en el tradicional despacho de verano sobre los asuntos de actualidad. El jueves, los Reyes y sus hijas de desplazarán a Menorca y ya la semana que viene visitarán Ibiza.


Más información

Lo más visto en...

Top 50