Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El gélido reencuentro de Irina Shayk y Bradley Cooper en Ibiza

La modelo y el actor se encontraron unos minutos en el aeropuerto de la isla balear para intercambiarse a su hija Lea, de dos años, y apenas se dirigieron la palabra

irina bradley cooper ibiza
Irina Shayk y Bradley Cooper, en los Globos de Oro, el pasado enero. GTRES

Irina Shayk y Bradley Cooper se han vuelto a ver en el que es su primer verano separados después de cuatro años de relación. Pero solo ha sido durante unos minutos y para intercambiarse a su hija, Lea, de dos años. El encuentro ha tenido lugar en el aeropuerto de Ibiza, donde la modelo rusa ha disfrutado de unos días de vacaciones y hasta donde se ha desplazado el actor estadounidense.

Según publica la revista ¡Hola!, Cooper llegó al aeropuerto el domingo a las ocho de la mañana acompañado de su amigo, el actor Sean Penn. Una hora más tarde aparecía Shayk. En cuestión de minutos y sin apenas dirigirse la palabra la modelo le entregó a Lea al actor, quien se dirigió con ella en brazos hacia su avión privado para viajar de vuelta a Los Ángeles. Por su parte, Irina Shayk emprendió camino hacia su propio jet con destino a Milán.

El pasado junio la pareja anunciaba su separación, después de varios meses de rumores de crisis que se vieron acrecentados por la estrecha amistad entre Bradley Cooper y Lady Gaga a raíz de su película Ha nacido una estrella. Lo que en un principio parecía una separación amistosa, pues rápidamente ambos estuvieron de acuerdo en compartir la custodia de su pequeña y fijar Nueva York como lugar de residencia, con el paso del tiempo se van conociendo detalles que apuntan a que su relación vivió momentos convulsos y también lo hará su ruptura.

Según apuntó la pasada semana Radar Online, Irina Shayk escribirá un libro donde contará “toda la verdad” de su noviazgo de cuatro años con el cineasta. "Hay mucho que decir de su relación con Bradley, le ha hecho tanto daño que ella tiene la revancha en mente", aseguró una fuente al diario norteamericano. "Irina no ha sido capaz de confiar en Bradley", añadió.

Lo que por ahora sí parece seguro es que los dos buscan lo mejor para su hija. "Por el bien de Lea, siguen pasando tiempo juntos en familia. Bradley es un gran padre. Siempre ha estado muy involucrado con su hija", aseguró una fuente cercana a la revista People. La niña ha estado 15 días con su madre primero en Nueva York y después en Ibiza, donde ambas han disfrutado de unos días de playa y amigos a bordo de un barco surcando las aguas baleares. Ahora es el turno del padre.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información