Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las luces y sombras de Lady Di se convierten en un musical

La obra, estrenada en California, ahonda en la controvertida convivencia entre Diana de Gales y el príncipe Carlos

Ya se puede ver a Lady Di sobre los escenarios. Desde el pasado martes 19 de febrero y hasta el próximo 7 de abril, el teatro La Jolla Playhouse de San Diego, California, acoge el musical centrado en la princesa Diana y su vida después de su boda con Carlos de Inglaterra, en 1981. Y lo hace reflejando todas sus luces y sombras. Tras el enlace de cuento de hadas, una tímida Diana Spencer, que había trabajado como asistente de maestra de jardín de infancia y solo tenía 21 años, se da de bruces con la realidad y tiene que lidiar con un marido distante, con una monarquía inamovible, con el hecho de ser mundialmente conocida y con el constante escrutinio mediático que ello conlleva.

Quien encarna a la princesa Diana es la actriz Jeanna de Waal, y asegura que asumir este papel ha sido una verdadera responsabilidad pero a la vez “un gran privilegio”. La obra no rehuye ninguno de los desafíos a los que se enfrentó Diana: desde las complicadas relaciones con la familia real o con la propia Camilla Parker Bowles, hasta su separación de Carlos de Inglaterra a principios de los noventa –aunque fue en 1996 cuando se hizo oficial el divorcio–, entre otros. “Realmente no conocía ninguno de los detalles ni entresijos de la historia. Es complicado porque hay momentos divertidos pero también momentos oscuros, y es un gran sueño para los actores explorar la vida de alguien de esta manera tan intensa”, cuenta la intérprete en una entrevista con el portal Broadway World.

La princesa Diana y Carlos de Inglaterra el día de su boda en Londres el 29 de julio de 1981. ampliar foto
La princesa Diana y Carlos de Inglaterra el día de su boda en Londres el 29 de julio de 1981.

La actriz admite, además, que ha sido la faceta más personal de Lady Di la que más le ha marcado para crear al personaje. “Me siento un poco intimidada por las reacciones pero espero que la gente que no la conocía o que no fuese consciente de su vida, se vaya del teatro con una idea de lo que ella hizo por el mundo. Consiguió que todo el mundo se sintiese especial, desde la persona con más clase a la que menos”, explica.

De Waal, de 31 años, era apenas una niña cuando se celebró la boda real entre la princesa Diana y el príncipe Carlos el 29 de julio de 1981, pero lo que sí recuerda con más detalle fue la muerte prematura de Lady Di. “Creo que su fallecimiento fue el primer gran momento que se imprimió en mi memoria, simplemente porque fue un gran problema para mi madre y mi abuela. Soy británica, así que solo recuerdo que nuestra familia estaba muy dolida aquel día”, dice sobre el accidente que acabó con la vida de la princesa de Gales la madrugada del 31 de agosto de 1997.

La obra está escrita por Joe DiPietro con música de David Bryan (teclista de Bon Jovi) y dirigida por Christopher Ashley, ganador del premio Tony 2017 a la mejor dirección de un musical por Come from away, el sorprendente musical canadiense sobre el 11-S. Era de sobra conocido el gusto por la moda de la princesa, por lo que el vestuario también tiene un papel importante en la obra y está a cargo del prestigioso diseñador de vestuario famoso en Broadway, William Ivey Long.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >