Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El daño del petróleo

La escalada del precio del crudo, agravada por ún dólar fuerte, perjudica sobre todo a Europa y España

Ángela Merkel con Donald Trump
Ángela Merkel con Donald Trump REUTERS

La escalada del precio del petróleo hasta los 77 dólares por barril (55 dólares en 2017) daña las expectativas de la economía española de forma significativa. El coste del encarecimiento del crudo está calculado en unos 5.500 millones de euros (el 0,5% del PIB) en el caso de que el precio medio durante 2018 sea de 70 dólares. Es una considerable pérdida de rentas y, por tanto, de empleos. Pero, además, la subida del crudo tiene un significado de mayor alcance. Desaparece uno de los factores económicos exteriores que ha impulsado la reactivación de la economía al menos desde 2014; y el otro factor de crecimiento, la política monetaria laxa del BCE, comenzará a endurecerse a partir de finales de 2019. La geoestrategia de Trump coloca a España en un escenario económico inmediato peor que el del año pasado.

La escalada rápida de precios del barril este año (hasta los 77 dólares) tiene dos causas principales. Por un lado, pesa en el mercado la caótica situación de Venezuela, que pone en peligro, en opinión de los operadores, la producción petrolera del país. A la inquietud en Venezuela ha venido a sumarse la decisión de Donald Trump de retirarse del acuerdo nuclear con Irán. En el plazo aproximado de seis meses la producción mundial perderá como mínimo unos 500.000 barriles diarios. Con esta perspectiva, el ofrecimiento de Arabia Saudí de aumentar la producción no ofrece demasiadas garantías porque existen muchas dudas de que los saudíes puedan incrementarla de forma significativa.

La presión geoestratégica empuja a que el precio del petróleo se sitúe por encima de los 80 dólares en el plazo de un mes. Con un problema añadido. La fortaleza del dólar implica una carga añadida para los importadores, hasta el punto de que el impacto económico combinado tiene un efecto equivalente a pagar el crudo hoy a más de 80 dólares. Este es el segundo gran cisne negro que Trump regala a la economía mundial. Sobre todo, a China y a Europa.

 

Puedes seguir EL PAÍS Opinión en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.