Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Shakira dijo a Hacienda que residía en Bahamas cuando estaba en España

Los inspectores visitaron la peluquería de la cantante para comprobar que vivía en Barcelona

La cantante Shakira. Cordon Press

Hacienda centró su investigación sobre Shakira en aclarar si la cantante colombiana residió en España entre 2011 y 2014 y, por tanto, debió haber pagado sus impuestos aquí. Los inspectores llegaron a realizar entrevistas en los establecimientos a los que acudía la artista; por ejemplo, su peluquería habitual en Barcelona, según han detallado a este diario fuentes de la investigación. Los técnicos llegaron a la conclusión de que Shakira era, a todas luces, residente en España. La cantante, en cambio, alegó sin éxito que durante toda esa etapa pasaba la mayor parte del año en el paraíso fiscal de Bahamas.

Los inspectores no dieron credibilidad a la versión de Shakira y, a finales del año pasado, presentaron una denuncia por tres delitos fiscales ante la Fiscalía. El ejercicio 2011 habría prescrito, añaden las mismas fuentes, por lo que finalmente los años que van a investigarse penalmente son 2012, 2013 y 2014. El ministerio público ya ha abierto diligencias de investigación y dispone de seis meses para decidir si coincide con la tesis de la Agencia Tributaria y se querella en los juzgados contra la cantante, han puntualizado esas mismas fuentes.

La residencia es clave para determinar el pago de impuestos. Si un ciudadano pasa al menos 183 días (la mitad del año más un día) en España, se le considera residente fiscal. La ley establece que debe entonces tributar en concepto de IRPF por los ingresos que obtiene en todo el mundo (la llamada "renta mundial"). En caso de vivir fuera de España, por el contrario, debe abonar impuestos solo por los ingresos obtenidos en territorio español y a un tipo más favorable, del 24%.

En 2011 se hizo pública la relación entre Shakira y el defensa del Barça Gerard Piqué. La pareja vive en Esplugues de Llobregat y sus hijos estudian en Sant Just Desvern; ambas son poblaciones muy cercanas a Barcelona y al Camp Nou. Aun así, entre 2011 y 2014 Shakira Isabel Mebarak Ripoll mantuvo su residencia fiscal fuera de España. En las alegaciones, la cantante planteó que durante ese tiempo estuvo residiendo en Bahamas. Y agregó que, debido a sus giras y actuaciones por todo el mundo, pasaba la mayor parte del año en distintos lugares del mundo y, en cualquier caso, fuera de España.

Los 'paradise papers'

El pasado noviembre, el nombre de Shakira ya apareció mencionado en el escándalo de evasión fiscal de los llamados Paradise Papers. Esa investigación periodística internacional reveló que la cantante tenía fijada su residencia fiscal en Bahamas y que gestionaba sus derechos musicales (valorados en más de 31 millones de euros) en países con ventajas fiscales como Malta y Luxemburgo. Según fuentes cercanas a la defensa, Shakira es propietaria de una casa en una de las islas de Bahamas desde 2004.

Poco después de que estallara ese escándalo, la Agencia Tributaria dio por concluida la investigación en España, vio indicios de delito y trasladó sus actuaciones al ministerio público. La fiscalía de delitos económicos de Barcelona se está haciendo cargo de las pesquisas. Fuentes cercanas a la defensa sostienen que la artista está al corriente de pagos y que solamente existen diferencias de criterio con Hacienda. En los próximos días, la defensa presentará sus alegaciones ante el fiscal.

Este periodico se ha puesto en contacto con PriceWaterhouseCoopers cuyo portavoz ha confirmado que han sido contratados por la artista para llevar este asunto aunque no han querido aportar detalles sobre la investigación y en qué va a consistir su defensa. Fuentes próximas a Shakira consideran que se trata de una "diferencia de criterio pero en ningún caso de un fraude fiscal".

Esta investigación de Hacienda llega en un momento muy delicado para Shakira, de 40 años, que está recuperándose de una grave afección en sus cuerdas vocales que la han obligado a suspender su gira mundial hasta el mes de junio.

El calvario de Shakira, de 40 años, comenzó en noviembre, cuando una afonía le obligó a suspender el estreno de la gira El Dorado World Tour, con el que regresaba tras casi cinco años de ausencia de los escenarios. El problema se originó en parte, a juicio de los especialistas, a un exceso en los ensayos, en su afán por volver en plena forma. El problema desembocó en una hemorragia en las cuerdas vocales y tuvo que cancelar la gira al completo un mes después.

La semana pasada se supo que Shakira ha renunciado a operarse de las cuerdas vocales para reducir la hemorragia que padece y que le ha obligado en dos ocasiones a aplazar su gira mundial. Fuentes próximas a la cantante han informado de que esta ha optado por un tratamiento con corticoides y reposo, en lugar de someterse a una intervención como en su día hicieron Adele y Sam Smith para resolver un problema similar. Shakira ha sopesado las dos posibilidades -tratamiento u operación- y ha optado por el primero porque teme perder su tono de voz. Eso sí, una vez esté recuperada, la artista colombiana deberá trabajar con un foniatra su peculiar forma de cantar, que supone un gran esfuerzo para las cuerdas vocales por lo que se requiere una gran técnica.

Si no hay más complicaciones Shakira regresará a los escenarios el próximo 5 de junio, cuando realizará el primer show de su gira mundial en Colonia (Alemania), la misma ciudad en la que tendría que haber empezado la gira el pasado mes de noviembre. No será hasta el 30 de junio cuando actúe en España, concretamente en Bilbao.