Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

‘Titanic’

Héroe o no, el mayor Archie Butt acabó bajo el agua en el famoso naufragio

El mayor Archibald Butt, muerto en el 'Titanic' el 15 de abril de 1912
El mayor Archibald Butt, muerto en el 'Titanic' el 15 de abril de 1912

El Titanic siempre es noticia y más ahora cuando los catalanes nos repartimos a partes iguales entre el iceberg y el barco y o esto lo remedia alguien o, permítanme la expresiva catalanada, tomaremos mal. La exposición Titanic, the reconstruction que se puede ver precisamente estos días (hasta el 1 de octubre) en el Museo Marítimo de Barcelona incluye un interesante documento donado por un matrimonio norteamericano: un telegrama del presidente de EE UU William Taft preguntando por su muy apreciado ayuda de campo Archibald Butt, uno de los famosos pasajeros del buque.

El mayor Butt fue un hombre complejo que cargaba siete baúles de ropa, viajaba con su compañero, el artista Frank Millet, y padecía estrés buscando la equidistancia (!) entre Taft y Theodore Roosevelt, también empleador y amigo suyo. Su verdadero comportamiento aquella infausta noche está lejos de haber sido dilucidado, entre otras cosas porque los posibles testigos estaban demasiado ocupados salvándose o ahogándose. Los relatos tradicionales nos hablan de un personaje heroico que tuvo una actuación ejemplar ayudando en la organización de la evacuación y que hasta cedió su puesto en un bote a una mujer irlandesa de tercera clase. También se le sitúa jugando al bridge con otros de aquellos caballeros demasiado anglosajones para excitarse por un simple naufragio. Sin embargo, otras fuentes nos lo describen revólver en mano cubriendo a los hombres que trataban de subir a la fuerza a los botes pese a la norma de “mujeres y niños primero”. Asimismo se dijo que se pegó un tiro antes del último chapuzón.

En circunstancias como esas, nunca se sabe en realidad de qué manera se va a portar uno. Si el  Titanic sacaría lo mejor o lo peor de ti. En todo caso, fueran cuales fuesen la naturaleza y el comportamiento de Archie Butt, lo incuestionable es que acabó pasto de los peces, en el fondo del mar, que guarda celosamente todos sus secretos.

Fe de errores

uu