La pasión de las herederas millonarias

Las hijas de Bill Gates, Bruce Springsteen, Onassis, Bloomberg y Amancio Ortega tienen en común su afición por la hípica. Este fin de semana se reúnen en Cascais

Athina Onassis, ayer en Cascais.
Athina Onassis, ayer en Cascais.J.HENRIQUES
Más información
Athina Onassis y su exmarido se pelean por la custodia de un caballo
Los sueños olímpicos de las ricas herederas
La hija granjera del alcalde de Nueva York

Jennifer, Georgina, Marta, Jessica y Athina dirimen quién es la mejor de todas. No lo hacen en el concurso ¿Quién quiere ser millonario? —pues lo son de cuna— ni en Pasapalabra, porque no dicen ni mú. El concurso por conocer quién es la mejor tiene su riesgo: deben saltar obstáculos montadas en caballos.

Longines Global Champions Tour se cita en Cascais, el aristocrático punto turístico al norte de Lisboa. Durante tres días jinetes y amazonas compiten por ser el mejor y, de paso, llevarse 1,4 millones de euros en premios, dinero que para algunos significará mucho y para otros, será un detalle. “Aquí no va a encontrar pobres”, advierte Duarte Nobre Guedes, presidente de la prueba.

Georgina Bloomberg, durante su particpación ayer.
Georgina Bloomberg, durante su particpación ayer.J. HENRIQUES

El concurso reúne a los mejores especialistas del mundo y a algunas de las herederas más ricas que tienen la hípica como su deporte favorito. Con la fortuna que les ampara ni siquiera Forbes consigue hacer una clasificación. Por orden de veteranía están: Marta Ortega (35 años, hija del dueño de Inditex), Georgina Bloomberg (34 años, hija del exalcalde de Nueva York), Athina Onassis (32, años, nieta del armador griego), Jennifer Gates (21 años, hija del fundador de Microsoft) y Jessica Springsteen (25 años), hija del rockero, que es el pobretón de la lista, pero la amazona deportivamente más prometedora.

Al presidente del Concurso de Saltos Internacional (CSI) no le importa que la cita de Cascais tenga más interés social que deportivo. “La parte social es muy importante en el Longines Tour”, explica Duarte Guedes. “Este circuito nació en Cascais hace 12 años, entonces tenía cuatro pruebas, hoy recorre 15 ciudades, de Miami Beach a Doha, pasando por Madrid o Roma. Desde el primer momento perseguimos un doble objetivo: visibilidad y notoriedad. Lo primero lo obtenemos con la participación de los mejores jinetes del mundo, lo segundo con personalidades sociales; y, en ese terreno, no hay mejor destino que Cascais”.

Los boxes que ocupan los caballos de la hija de Michael Bloomberg.
Los boxes que ocupan los caballos de la hija de Michael Bloomberg.J. HENRIQUES

La prueba se desarrolla en una pista con césped natural —no arena, como es habitual—, y a menos de 100 metros del mar y la playa. Por puro sorteo, ayer abrió el concurso, a las diez de la mañana, la rica heredera Georgina Bloomberg. En 60 segundos queda eliminada; peor le va Athina Onassis, que derribó dos obstáculos con Contanga, y aún peor suerte corrió la pequeña de los Springsteen, que perdió por lesión a su caballo en París y no asistió a la prueba portuguesa, al igual que Marta Ortega; sí participó su ex Sergio Álvarez.

También saltan ricos “hijos de”. Hay herederos saudíes y potentados venezolanos que se mueven por la hípica con discretos guardaespaldas. El primer premio se lo llevó el egipcio Abdel Said, que se impuso al saudí Ramzy Hamad Al Duhami. Los 25.000 euros no le llegarán ni para trasladar los caballos a casa.

La vida de lujo de jinetes y amazonas también la disfrutan sus animales. Mientras las personas se albergan en la vecina ciudadela, que fue residencia de reyes, los caballos disfrutan de comodidades semejantes en sus boxes cinco estrellas. Media hora antes de la prueba, Luftikus, el caballo de Jennifer Gates, recibe masajes de su cuidador, después una manta térmica le cubre de las orejas a la cola, para calentar músculos. Hay 75 caballos conviviendo en las cuadras. “Siempre suena música para tranquilizarlos”, explica Dinério, responsable de la instalación que rompe el mito de la música clásica. “Les relaja cualquier música, cada cual pone la suya”. En casa de Babylotte, caballo del brasileño Yuri Mansur, suena la samba.

El lujo está presente hasta en las mantas de los caballos.
El lujo está presente hasta en las mantas de los caballos.J. HENRIQUES

Cuando cae la noche en los boxes, les bajan unas cortinas de lona que impiden el paso de la luz; aunque les rodee la paja, las cortinas, en naranja y castaño, no son unas cualquiera, en letras bien grandes se aclara: Hermès París.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS