Blogs / Cultura
Del tirador a la ciudadDel tirador a la ciudad
Coordinado por Anatxu Zabalbeascoa

El hospital tratado como museo

Aunque muchos firmaríamos que un hospital es más necesario que un museo, titular este post El hospital es el nuevo museo podría llevar a confusión o a una discusión vacua. Sin embargo, esa es la idea. No se trata de dejar los hospitales sin pacientes (como tantos centros de arte quedaron sin colecciones) tampoco de construir edificios sanitarios espectaculares para ganar elecciones. La idea del estudio de arquitectura AGi architects, con oficinas en Madrid y en Kuwait, es que el lugar donde uno acude para sanarse entre por los ojos. No por los ojos del espectáculo sino por la vía de la contención. Por eso para diseñar su Hospital Cardiológico Hisham A. Alsager en Kuwait City, Nasser Abulhasan y Joaquín Pérez-Goicoechea –los dos socios fundadores del estudio- buscaron transmitir seriedad y contención. Querían levantar “un espacio positivo”.

Ambos arquitectos definen la fachada del edificio “con un tratamiento más cercano a las dotaciones culturales, con una forma escultural marcada por dos gestos que invitan a acceder al edificio”. Y explican que, ya dentro, el interior del nuevo hospital ubicado en la zona médica de Al Sabah tiene escala urbana. Los recorridos principales componen “calles” internas que conducen a los pacientes a las diferentes áreas de atención. Las zonas de espera están organizadas a modo de “plaza”, volcando directamente a los patios principales, con doble y triple altura para acercar los pacientes a la luz natural y a los espacios abiertos.

Los arquitectos explican que en Kuwait el acceso a la sanidad es gratuito y la gestión de los hospitales es pública, sin embargo advierten que “se cuenta con financiación privada para la construcción”. Como antaño sucedía en ciudades europeas, de nuevo con instituciones culturales como el teatro de ópera, en Kuwait hay hoy edificios públicos levantados con financiación privada.

Con todas las estancias volcadas hacia patios de luz para aprovechar la iluminación natural, servicios comunes -como una piscina, un gimnasio y una pista para correr- ocupan la mejor ubicación y tienen vistas al mar. Estos espacios se usan para realizar pruebas de esfuerzo y tareas de rehabilitación cardiaca, por eso están dotados de grandes ventanales de doble altura “para exteriorizar al máximo la experiencia”, explican el kuwaití Nasser Abulhasan y el español Joaquín Pérez-Goicoechea. Ambos se conocieron en Estados Unidos haciendo un Máster de Arquitectura en Harvard. Corría el año 2002 cuando, concluidos los estudios, Joaquín regresó a Holanda -donde dirigía la oficina de Cruz y Ortiz en Ámsterdam- y trabajó remodelando el Rijksmuseum. Nasser, por su parte, comenzó el doctorado en Harvard. En 2004 colaboraron en una primera vivienda en Kuwait. La Star House sería el primer proyecto, también el origen del estudio AGi architects que nacería en 2006. Hoy, apenas una década después, han construido 20 proyectos en Kuwait y 3 en España. Y tienen 60 personas empleadas entre ingenieros, urbanistas, diseñadores, paisajistas y arquitectos de 10 nacionalidades.

Precio por metro cuadrado según arquitectos: 1000 euros.

Comentarios

Me interesa el proyecto!!!Me gustaría saber superficie construida, número de camas y quirófanos?Gracias
La idea de transmitir sensaciones positivas en un hospital está genial, ya que mucha gente lo asocia con malas sensaciones, malas noticias o recuerdos poco agradables.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS