Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Rihanna, desnuda y ensangrentada en su nuevo vídeo

La cantante simula un secuestro y un asesinato en el clip de 'Bitch better have my money'

Rihanna Ampliar foto
Rihanna, en una escena del vídeo de 'Bitch better have my money'.

Violencia, desnudos y un lenguaje inapropiado. Es lo que prometía Rihanna y lo que ha mostrado en su nuevo vídeo. La cantante de Barbados aparece desnuda, ensangrentada, fumando, bebiendo e incluso motosierra en mano en el clip promocional de Bitch better have my money, en el que simula un secuestro y un asesinato.

"Tuve esta idea hace ocho meses. Podéis imaginar lo ansiosa que estoy ahora mismo", ha escrito Rihanna en Instagram tras el estreno del vídeo, que ella misma ha co-dirigido junto con Megaforce y en el que hacen cameos los actores Eric Roberts y Mads Mikkelsen, el protagonista de la serie de televisión Hannibal.

La "idea" es un festival de sangre y violencia que comienza con el secuestro de una mujer rubia con apariencia de modelo. La estrella y sus dos compinches se la llevan, escondida en un baúl, para torturarla, emborracharla y hasta colgarla del techo (desnuda ella, también), mientras Rihanna negocia con su verdadera víctima: el marido, que es al mismo tiempo su contable, y el culpable de dejarle sin blanca. A la mañana siguiente, Rihanna aparece cubierta de sangre, sin ropa y tumbada sobre el baúl, esta vez lleno de billetes.

La cantante ya mostró un adelanto del vídeo el pasado domingo apenas un minuto que suma ya cuatro millones de reproducciones, en la entrega de premios de la cadena de televisión especializada en música negra BET. "¿Dónde está el dinero de Rihanna?" fue una de las frases más repetidas durante la gala, en la que la estrella ya apuntó cuál sería la estética del vídeo: amordazó al boxeador Floyd Mayweather, sentado con ella en el público, y le tiró un fajo de billetes a la cara de Stephen Hill, responsable de programación de la cadena, tras una acalorada discusión en directo. El vídeo se hizo viral en las redes, pero la escena estaba preparada.

La canción, coproducida por el rapero y marido de Kim Kardahian, Kanye West, se espera que esté en el nuevo álbum de la estrella de Barbados, el octavo en su carrera, para el que no hay todavía ni título ni fecha. El nombre del sencillo (algo así como "perra, mejor que tengas mi dinero") hace propia una frase recurrente en el mundo del hip hop. Pero parece también una advertencia o un mensaje con destinatario, al menos a juzgar por el vídeo: la cantante ya demandó en 2012 a sus contables por hacerle perder 10 millones de dólares. 

Más información