Cartas al director
i

Quien más conduce, más impuestos paga

El artículo sobre el mantenimiento de las carreteras españolas, publicado en la edición de pasado sábado, insiste en la posibilidad de pagar peajes como casi la única alternativa para su financiación, alegando que quien más las usa más debe pagar. Pero olvida completamente que ya existe un impuesto sobre carburantes que cumple exactamente ese papel: quien más conduce, más combustible necesita, y, por tanto, más impuestos paga.

La recaudación por este impuesto asciende a más de 10.000 millones de euros anuales, más que suficiente para mantener nuestras carreteras y autopistas en perfecto estado de conservación. A esta cantidad habría que añadir el impuesto de matriculación, los impuestos anuales de circulación, el IVA del combustible... Comparado con los pocos más de 800 millones de euros presupuestados para 2014 podemos ver el desfase entre recaudación e inversión.

No es necesario aplicar peajes por doquier, ni buscar fórmulas extravagantes: los conductores pagamos ya (y con creces) los costes de mantenimiento de las infraestructuras que empleamos, y además de manera progresiva: quien más uso hace, más paga.— J. Miguel Mas Hesse.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50