Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La policía asigna 15 agentes en exclusiva al caso de los niños de Córdoba

Las fuerzas de seguridad revisan cuatro horas más de grabación de las cámaras de seguridad del parque

La policía ha formado un equipo integrado por 15 agentes dedicados en exclusiva a las investigaciones para esclarecer la misteriosa desaparición de los niños Ruth y José Bretón en Córdoba. La decisión fue adoptada ayer tras una cumbre policial en la que estuvo presente el comisario Serafín Castro, jefe de la Unidad Central de Violencia Especializada y Violenta (UDEV), quien será el máximo responsable de las pesquisas. El equipo está formado por 10 agentes de esta unidad, apoyados por compañeros de Córdoba y Sevilla, incluido el comisario Manuel Piedrabuena, quien dirigió la búsqueda de Marta del Castillo, desaparecida y presuntamente asesinada en Sevilla en 2009.

Las investigaciones para localizar a los dos niños desaparecidos el sábado en Córdoba, Ruth y José Bretón Ortiz, siguen sin dar resultado. Ante este aparente punto muerto, la cúpula policial celebró ayer una reunión en la ciudad andaluza para coordinar y planificar los trabajos. En este sentido han cobrado nuevo protagonismo las imágenes grabadas por una cámara de videovigilancia instalada a la entrada del parque infantil Ciudad de los Niños donde el padre denunció a unos guardas la pérdida de sus dos hijos.

Ruth y José Bretón , de seis y dos años respectivamente, desaparecieron el pasado sábado por la tarde cuando se hallaban con su padre en el parque Cruz Conde, según el relato paterno. Los investigadores tienen claro que comieron esa tarde en casa de sus abuelos Bartolomé Bretón y Antonia Gómez. Lo que sucedió en las cuatro horas que median entre el almuerzo y la desaparición continúa siendo un misterio. Los padres de los menores mantenían desavenencias conyugales desde hace un mes.

La policía está rastreando las llamadas telefónicas que pudo realizar o recibir el padre de los menores en el trascurso de esas cuatro horas, intentando encontrar alguna pista que arroje luz sobre los movimientos de José Bretón y sus dos hijos. Además de esto, los agentes disponen de unos fotogramas en las que se ve a Bretón en torno a las 18.30 pidiendo ayuda a un guarda del parque infantil para encontrar a sus hijos. Ahora se ha sabido que la policía va a revisar las cuatro horas de grabación anteriores a ese momento.

Mientras tanto, la familia sigue recibiendo muestras de apoyo. Ayer, en Huelva, un grupo de profesores y alumnos del colegio donde estudia la pequeña Ruth se concentraron con pancartas y carteles solicitando ayuda y el pronto esclarecimiento de los hechos. El próximo domingo está prevista una manifestación en la capital onubense con la intención de exigir "la vuelta de los niños".

La familia materna de los críos, que sigue en Córdoba a la espera de noticias, considera que Ruth y José están vivos y retenidos por alguien. "Tenemos momentos de desánimo, pero no hemos perdido las esperanzas, tenemos la intuición o queremos tenerla de que están retenidos y con alguien en algún sitio, y queremos que esa o esas personas nos los devuelvan", declaró ayer la portavoz de la familia, Esther Chaves, informa la agencia Efe.