Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Xavier Crespo renuncia a ser el secretario de Seguridad de la Generalitat

El alcalde de Lloret de Mar y diputado por CiU alega motivos personales para declinar la oferta

El alcalde de Lloret de Mar (Girona), Xavier Crespo, ha comunicado hoy por sorpresa su renuncia a ser secretario de seguridad de la Generalitat, cargo para el que se perfilaba desde del pasado diciembre. Fuentes de CiU han explicado que Crespo confirmó este pasado fin de semana al consejero de Interior, Felip Puig, que finalmente declinaba su ofrecimiento para el cargo por "razones personales".

Según fuentes de la consejería del Interior, a Puig "le sabe muy mal" la decisión tomada por el todavía alcalde, aunque la asume y procederá de inmediato a buscar a otra persona para ejercer la función de secretario de seguridad.

En un comunicado emitido por el Ayuntamiento de Lloret de Mar, Crespo aclara que ha decido declinar la oferta de Felip Puig para "centrar sus esfuerzos" en terminar la legislatura como alcalde y continuar después como diputado de CiU en el Parlament de Cataluña, dando a entender que, en las elecciones locales del próximo 22 de mayo, tampoco optará a revalidar la alcaldía que ostenta desde 2003.

"Pasadas estas semanas de preparación del relevo en la candidatura de Lloret he decidido renunciar al ofrecimiento de nombramiento como secretario de seguridad. Centraré mis esfuerzos en acabar mi legislatura como alcalde y continuar como diputado de CiU en el Parlament", ha manifestado.

Durante las últimas semanas, se había retrasado el nombramiento de Crespo porque, según se argumentaba, éste estaba preparando su relevo al frente de la alcaldía para asumir el cargo de secretario de seguridad en el nuevo Gobierno catalán.

Con su anuncio de hoy, Xavier Crespo, que hace un par de años sufrió un ataque al corazón, ha querido dejar claro que se mantendrá como alcalde hasta las elecciones municipales de mayo, cumpliendo el "compromiso" que asumió en 2007 con los ciudadanos de Lloret.