Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El presidente de la Diputación de Alicante sale de comisaría en libertad con cargos

Los agentes han registrado la casa de José Joaquín Ripoll, del PP, así como la corporación provincial, el Ayuntamiento de Orihuela y los domicilios de los empresarios Enrique Ortiz y Ángel Fenoll, ambos relacionados con el negocio de la basura.-La Policía ha detenido a 11 personas y ha hecho 19 registros

La Policía Nacional ha dejado en libertad con cargos al presidente de la Diputación de Alicante, José Joaquín Ripoll, después de tomarle declaración en el marco de una amplia operación contra la corrupción que también afecta, entre otros, a los empresarios alicantinos Enrique Ortiz y Ángel Fenoll; a un hijo de este último, y a tres concejales de Orihuela. Ripoll ha abandonado la comisaría provincial de Alicante a las 20.10 en un coche policial. También han sido puestos en libertad los tres concejales de Orihuela detenidos esta mañana.

Según ha informado el Ministerio del Interior, a lo largo del día han sido detenidas 11 personas y se han realizado 19 registros en empresas y domicilios en los que se ha intervenido "numerosa documentación de interés para la investigación, dinero en efectivo y soportes informáticos". A los arrestados se les imputan, según los casos, delitos de cohecho, tráfico de influencias, prevaricación, fraude y encubrimiento. El ministerio añade que no se descartan nuevas detenciones en el marco de la operación Brugal, que se ha desarrollado en Orihuela, Alicante y Valencia. También señala que los afectados comparecerán ante el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 3 de Orihuela "en los próximos días".

Fuentes del caso han explicado, además, que la Policía ha formalizado una denuncia contra el presidente de la institución provincial y los tres concejales. Los cargos contra Ripoll, que ha permanecido 12 horas en comisaría, están relacionados con la supuesta corrupción en la adjudicación de una planta y un vertedero de basuras para la comarca de la Vega Baja, en el sur de Alicante.

Los agentes han registrado a primera hora el domicilio particular de Ripoll, del PP, en relación con la investigación judicial que intenta esclarecer esa trama de corrupción en la Vega Baja vinculada al negocio de la basura. Además de la vivienda de Ripoll, los agentes han registrado la Diputación de Alicante, el Ayuntamiento de Orihuela y los domicilios particulares de dos importantes empresarios alicantinos, Ángel Fenoll y Enrique Ortiz. Las empresas de ambos han sido registradas. Los agentes, además, han arrestado durante la operación al concejal de Infraestructuras de Orihuela, Manuel Abadía; al de Medio Ambiente, Giner Sánchez, y al de Servicios, Antonio Rodríguez, tras precintar varias dependencias municipales. Los tres han abandonado también la comisaría a última hora de la tarde.

La investigación de esta supuesta trama de corrupción comenzó en 2006 cuando el empresario Ángel Fenoll denunció un supuesto soborno por la adjudicación de la contrata de la basura de Orihuela. El industrial entregó las pruebas (una grabación en DVD) a la Fiscalía Anticorrupción de Alicante, que dirige Felipe Briones.

De resultas de esta denuncia, el propio empresario fue detenido en 2007 y acusado de cohecho y extorsión y la policía se incautó de decenas de grabaciones donde se observaban supuestos sobornos realizados en casa del industrial. Fenoll quedó en libertad unas semanas después tras pagar una fianza.

Con el material incautado, el juez abrió una nueva investigación para determinar si el empresario había colaborado en la financiación de las campañas electorales de algún partido político. En estas nuevas pesquisas, el juez se interesó también por la adjudicación de una planta de basuras en la comarca de La Vega Baja. El concurso para construir esta planta de tratamiento de residuos, dependiente de la Diputación de Alicante, se paralizó tras la detención del empresario Ángel Fenoll y otros responsables de su empresa.

El presidente de la Diputación de Alicante, José Joaquín Ripoll, decidió el año pasado retomar el proyecto de la planta de basuras y adjudicó la obra al empresario Enrique Ortiz, que también aparece en las investigaciones del caso Gürtel por su supuesta vinculación a la financiación irregular del PP. La investigación judicial ha estado bajo secreto de sumario desde junio de 2007.

Ripoll lidera en Alicante el antiguo sector zaplanista del PP, enfrentado a Camps, y ha sido muy crítico con el actual presidente autonómico y su actuación ante el caso Gürtel. De hecho no ha asistido a ninguna de los actos en los que el líder valenciano ha intentado lavarse la cara ante los casos de corrupción que lo salpican.